Copa Libertadores Talleres Vélez Sarsfield

¡Vélez es semifinalista de América!

Con gol del juvenil Julián Fernández a los 80’, el fortín venció a Talleres en Córdoba y está entre los mejores 4 equipos del continente en esta nueva edición de la copa. Su rival tiene un nombre y es Flamengo.

La noche arrancó como había terminado en el partido de ida: Ardida. 3’ de juego iban cuando Lucas Pratto puso el 0 -1 para la visita, pero la nueva herramienta arbitral llamada VAR, anuló el gol por mano previa de Janson. En estos primeros minutos el partido era friccionado y de juego brusco. Talleres buscaba tener la inciativa con el balón en los pies, y Vélez esperaba para salir de contra, pero no tenía profundidad para poder generar peligro en el área rival.

El conjunto de Caixinha se veía afectado por el flojo rendimiento de quién es su mejor jugador, Diego Valoyes. El colombiano no tuvo un gran partido y la delantera quedaba muy desprotegida con la sola presencia de Girotti que sólo se dedicaba a luchar contra los defensores que lo marcaban, la pelota no llegaba limpia al 9. Los de Medina se mostraban muy firmes en el medio, pero a la hora de jugar la imprecisión era muy grande.

En este primer tiempo la jugada más clara llegó cuando corría media hora de partido. Un pelotazo cruzado de izquierda a derecha por parte de Janson para la corrida de Pratto, el oso sacó un centro raso para la llegada en el centro del área de Bou que controló, frenó, giró y su zurdazo se encontró con una mano milagrosa de Guido Herrera que mandó el remate al córner.

El inicio del complemento tuvo a un Vélez, a diferencia de lo ocurrido en los primeros 45’, yéndo a buscar el gol que prácticamente remate la serie, y los locales respondieron con un remate de Garro que fue desviado al córner y a posterior, un cabezazo de Valoyes que estuvo muy cerca.

Minutos más tarde el partido se convirtió en una lucha constante. El nerviosismo no dejaba a Talleres tener la mente clara para hilvanar jugadas que se conviertan en peligro, y la fricción beneficaba a la visita que jugaba con la desesperación de su rival y de los 57mil espectadores del matador cordobés.

Cuando faltaban 10’ para llegar a los 90’ llegó el martillazo final que decretó el final de la llave, aunque todavía había minutos que jugar. Una recuperación de Perrone puso a Janson con la pelota en los pies, el ex Tigre metió una asistencia hermosa para la diagonal de Fernández que, con una tranquilidad impresionante, dejó tirado a Herrera con un simple amague  y le quedó el arco vacío para con su zurda divina mandarla al fondo de la red y poner el 0 – 1.  Si Talleres era puro nervios con el 0 – 0, todo lo que pasó después del gol, estuvo demás. La noche ya había culminado.

Con este triunfo la escuadra fortinera volvió a estar en semifinales de América tras 11 años, su última participación en esta instancia fue ante Peñarol en 2011. Se enfrentará a Flamengo y hay un lugar en la gran final.

Foto: Tyc Sports

Por Juan Bovone

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.