Maradona internado

El país futbolero lo vio mal y quedó preocupado en el “festejo” de su cumpleaños número 60 en el Bosque. Esta tarde Diego Maradona quedó internado en la Clínica Ipensa de La Plata ainstancias de su médico Leopoldo Luque y el de Gimnasia, Flavio Tunessi. Depresión, anemia, deshidratación y desorden en la medicación, las causas por las cuales Diego estará internado por dos o tres días.

La pandemia nos dejó mal parados a todos. Y, como dice el tango, Diego venía en “falsa escuadra, se ladeaba, se ladeaba, por el borde del fangal”. “Diego no está bien”, decían los pocos que tenían algún acercamiento en tiempos de estricto blindaje del 10 por parte de su entorno (¿nuevo?, ¿viejo?, a esta altura Entorno parece ser un monstruo grande y pisa fuerte). Y no es por salvar responsabilidades, pero en Gimnasia pensaron que era otro altibajo, de los tantos que se han vivido en estos 13 meses. Diego no es el superhéroe del ’86, ni siquiera el DT en Sudáfrica, tampoco el de buenos momentos en Emiratos o Sinaloa…pero a Abasto llegó mal y se fue acomodando, insisto, más allá de altos y bajos. Por eso, quienes fueron a buscarlo el viernes comprendieron que estaba mal, que esta no era uno más de los días malos que se recuperan con sol, pelota, pasto y los muchachos. Y ahí uno de los grandes errores: que Diego haga a veces lo que “quiera”, como “pueda” y si conviene mejor.

La internación de Diego en Ipensa es un alivio para todos. Que vuelva a Abasto cuando Gimnasia pueda hacerle bien nuevamente. “A Diego a veces cuesta convencerlo de cosas y a veces no. ‘Tenes el bolso, vamos a una clinica para mejorar un poco’ y la típica respuesta ‘dejame de hinchar’ hasta que dijo ‘vamos'”, dijo su médico personal Leopoldo Luque. Le preguntaron al Dr. si se había consensuado la internación con Matías Morla y la respuesta fue tajante: “Yo me manejo con Diego”.

Diego el domingo quiere dirigir contra Vélez. Y es la hora de decirle NO, porque tiene que arrancar de una vez y para que el motor encienda necesita ayuda. Depresivo, excesiva y desordenadamente medicado, mal alimentado, la internación es para compensarlo, estudiar su anemia, regularle la medicación. Y seguramente necesite esa ayuda que de una vez por todas le permita convivir con sus fantasmas. Diego Maradona, permanentemente rodeado de personas, está solo. Y quiere que lo quieran.

Diego, mal, el viernes en el Bosque (Captura TV)

Facundo Bernardo Aché

Acerca Facundo Bernardo Aché

ver todas las publicaciones

Soy Facundo Aché, 47 años, desde hace 28 años cubriendo fútbol. Con pasos por AM Rocha, Radio Universidad y Belgrano, hace 19 años que trabajo en FM La Redonda, la radio de deportes de la ciudad de La Plata. Tres años cubrí el día a día de Estudiantes (2002-2004) pero antes y después cubrí -y cubro- la información de Gimnasia y Esgrima La Plata, tanto para la radio como para el Blog Tripero del Diario El Día. Además, colaboré en la redacción de Decano De América, la historia de Gimnasia en su 130 aniversario. Así que desde 1992 vinculado al "Lobo", ahora el desafío es brindarles la mejor información desde este espacio llamado El Rincón del Fútbol.

1 Comentarios en este artículo

  1. Avatar

    Excelente Facu,el más humano de los dioses está mal,preocupa .nadie se ocupa. fuerza 10!!!

    Diego / Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*