A-League

A-League: Y un día Central Coast rompió el maleficio

Sin la velocidad de Usain Bolt, los “Mariners” prefirieron el pase que dure al trote que canse y ganaron después de 11 meses. En Brisbane hubo caza furtiva porque al “Roar” le aplicaron 5 humillantes disparos. Adelaide salió airoso de Sydney y ya se despegan los que piensan en la post temporada.

Central Coast Mariners le puso fin a la nefasta racha de 18 partidos sin halagos porque derrotó 2-1 a Melbourne City en Gosford. Lo bueno se hizo esperar para los entrenados por el inglés Mike Mulvey, que luego de 13 fechas en la presente temporada al fin pudieron sumar de a 3.

Los locales se adelantaron en el tanteador pasada la media hora de juego. Buen desborde por derecha por parte de Matthew Millar, quien al pisar el área grande metió un pase al medio. Control con la zurda y remate con el mismo pie para Connor Pain y al que le dolió fue al “City”.

El “Heart” recién pudo latir a 13 minutos del epílogo, cuando los “Mariners” estaban cerca de la estocada final. Tiro de esquina desde la izquierda de Florin Berenguer y anticipo de cabeza de Lachlan Wales, para igualar las acciones.

Los dueños de casa volvieron a desanimarse porque sentían que el infortunio volvería a golpear a su puerta. Los encuentros en los que evidenciaron una leve mejoría, era probable que a la larga los perdieran. Y el temor que ésta fuese otra de las tristes funciones comenzó a sobrevolar por la bahía de Gosford.

Sin embargo, en el minuto 88 volvió a encenderse una luz de esperanza. A Matt Simon lo empujaron dentro del área y el árbitro Jarred Gillet marcó penal. El propio Simon fue el encargado de la ejecución y no tuvo mejor idea que agregarle mucho más dramatismo a la definición: potente disparo con derecha y atajada del portero Eugene Galekovic. Pero el rebote volvió a quedarle al delantero nacido en Sydney, quien en segunda instancia le dio de zurda y desató el delirio de los “Mariners”.

Melbourne Victory dejó mejor parada a la ciudad olímpica de 1956 porque aplastó 5-0 a Brisbane Roar como visitante, en el Suncorp Stadium. Tremenda paliza de los comandados por Kevin Muscat, que contaron con la actuación estelar de Kostas Barbarouses, autor de 3 goles.

Ola Toivonen mantiene su racha goleadora y fue el encargado de abrir la cuenta, en el minuto 14. Centro cruzado desde la izquierda de Terry Antonis y genial cabezazo del sueco, para agarrar a contrapierna al arquero Jamie Young y señalar su octava diana en el torneo.

El “Roar” fue a la carga por el empate y aprovechó el innecesario adelantamiento de la última línea visitante. El portero Lawrence Thomas comenzó a erigirse como figura y mantuvo el cero de su arco camino al descanso.

En el complemento los locales sufrieron muy temprano la falta de concentración y un penal terminó de desmoronarlos. A los 48´, una mano de Stefan Nigro dentro del área derivó en la pena máxima y Kostas Barbarouses comenzó con su show en la red.

Minuto 65 y un balón detenido preparó el terreno para la goleada. Córner de James Troisi desde la derecha y cabezazo goleador de Storm Roux para el 3-0 parcial.

Plena confianza en Barbarouses para pasar a sus rival para el cuarto. A los 72´, jugada en la izquierda de Troisi y toque al medio para el neozelandés, que tuvo tiempo para elegir dónde colocar la pelota y dejar como estatua al guardavallas Young.

El quinto llegó a 3 minutos del ocaso. Iba a ser de Elvis Kamsoba por derecha, luego de enganchar y hacer pasar de largo a un defensor. La pelota rebotó y al final fue un pase para Barbarouses, quien ajustició a Young y se llevó la pelota a la casa (séptimo grito en el campeonato).

¿Cómo explicar que el arquero Thomas era figura en la otra área mientras su equipo convertía en la de enfrente?. La respuesta estuvo en el oportunismo y la efectividad, claves para anotarse un triunfo inolvidable.

Western Sydney Wanderers no da pie con bola y volvió a perder, esta vez fue 2-1 en casa ante Adelaide United. Decepcionante actuación para los del alemán Markus Babbel, que perdieron 6 de los últimos 7 partidos.

Apenas 8 minutos le tomó al campeón de la FFA Cup ponerse en ventaja. Toda de Craig Goodwin por la izquierda, para llegar al fondo y hacer la pausa. Limpió la pelota hacia afuera del área porque Vince Lia llegaba como un tren. Convincente remate que le dobló las manos al portero Nick Suman y fue a parar adentro del arco.

Los “Wanderers” establecieron la paridad a los 49´, con un precioso tiro libre de ROlieny Bonevacia. El solomonense le dio con categoría por encima de la barrera y dejó inmóvil al cancerbero Paul Izzo.

Sin embargo, del otro lado también hay una pegada excelsa y fue Craig Goodwin quien volvió a desnivelar para su equipo. Minuto 66 y Nikola Mileusnic abrió la bola hacia la izquierda. Goodwin le dio más recorrido a su pie zurdo y metió un latigazo rasante que dejó sin recursos a Suman, para estampar el 2-1 final.

(Fuente: A-League.com.au)

(Foto Principal: Fox Sports Australia)

Emiliano Schiavi

Soy Emiliano Schiavi y siempre me interese por el fútbol internacional. Sin cable ni internet me las arreglaba leyendo el "Guerin Sportivo" o cualquier revista extranjera que solo se conseguía en algun kiosco del Centro. También me acompañaba algun VHS sobre la historia de los mundiales y nunca me cansaba de verlos. Por eso le preste atención al fútbol de Europa, Africa, Asia y - si estaba aburrido - Oceanía. Descubrí un medio maravilloso como la radio y conocí buena gente (grandes amigos) que me acercaron al Rincón del Fútbol en FB. La radio es una pasión, pero escribir es un deleite. Y todos los dias lo hago en este espacio de FB, donde investigo y me gusta informar y entretener. Mi mayor expectativa para este nuevo proyecto es seguir aprendiendo. Porque a los 45 años también se aprende, créanme. Tengo total libertad para expresarme, leer y ser leído. Porque nadie desafina cuando uno escribe lo que se le canta. Digamos todo ...

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *