Caballito festeja con Cerveza

El conjunto de Alejandro Orfila, cortó una racha de 9 partidos sin triunfos, en la cual acumuló un total de 5 derrotas y 4 empates, su último triunfo había sido en la fecha 6 cuando superó a Flandria por 2 a 0.
En la noche del lunes jugaron Ferro y Quilmes, en un partido apasionante donde ambos equipos estaban urgidos en sumar de a tres y el triunfo se lo quedo el dueño de casa, que supo aprovechar las chances claras que generó. El único grito sagrado de la noche lo marcó Bruno Barranco. 
Durante el primer tiempo el partido comenzó de manera favorable a la visita, ya que a los 2′ una gran jugada colectiva, derivó en un pase para Jonathan Torres, quien quedó mano a mano con Andrés Bailo, donde remató, pero su tiro se estrelló en el travesaño. Con el correr de los minutos el juego se volvió de ida y vuelta, siendo en algunos momentos muy trabado en la mitad de la cancha, pero poco a poco el dueño de casa comenzó a inclinar la cancha, tratando de buscar la ventaja y los 38′ llegó la primera alegría de la noche, mediante una gran jugada de Gustavo Canto, que logró meter un centro para la llegada de Bruno Barranco, que bajo el arco puso el 1 a 0 en el marcador.
Así se fueron al descanso, con un Ferro que con el correr del tiempo comenzó a ser protagonista y supo aprovechar las pocas chances que generó.
Ya en la segunda parte, el conjunto de Mario Sciacqua salió en busca del empate, mientras que Ferro apostó a sentenciar el juego mediante un contragolpe certero.
Promediando los 12′ un tiro libre a favor de la visita, derivó en un preciso centro de Federico Álvarez, para la llegada de Diego Colotto, quien cabeceó a quema ropas, pero Andrés Bailo desvío al tiro de esquina.
Con el correr de los minutos la visita fue muy superior en todos los sectores de la cancha, aunque la falta de claridad en los metros finales, no le permitían concretar las chances que generó, mientras que el Verdolaga no supo cerrar el juego a través de las contras que desperdició a lo largo del partido.
Ya sobre el final llegó la última situación de riesgo de Quilmes, a través de una gran jugada colectiva, que derivó en un pase certero de Miguel Caneo para Federico Álvarez, quien metió un centro al área, para Leandro González, que solo bajo el arco no pudo concretar la igualdad.
De esta manera terminó el partido, con un Ferro que volvió a sonreír en Caballito, ya que supo aprovechar las pocas chances que generó y se quedó con tres puntos de oro, mientras que Quilmes no pudo concretar las situaciones claras que tuvo a lo largo del partido y se terminó yendo con las manos vacías de Caballito. El próximo rival de Ferro será Sarmiento de Junín, en condición de visitante, mientras que Quilmes recibirá a Independiente Rivadavia de Mendoza.
Formaciones:
Ferro (1):
Andrés Bailo; Hernán Grana, Gabriel Díaz, Gustavo Canto y Rodrigo Mazur; Serio Sánchez, Lautaro Torres y Braian Álvarez; Bruno Barranco, Jonathan Herrera y Tomás Asprea.
 
DT: Alejandro Orfila.
 
Quilmes (0):
Emanuel Trípodi; Braian Lluy, Tomás López, Juan Larrea y Federico Álvarez; Gabriel Ramírez, Matías Mansilla, Leandro González y Román Strada; Miguel Caneo y Jonatan Torres.
 
DT: Mario Sciacqua.
 
Amonestados: 30′ ST Sergio Sánchez, 35′ ST Gabriel Díaz y 43′ ST Sebastián Romero (F); 40′ ST Gabriel Ramírez (Q).
Gol: 38′ PT Bruno Barranco (F).
Árbitro: Gerardo Méndez Cedro.
Asistente N° 1: Norberto Moyano.
Asistente N° 2: Adrián Delbarba.
Cuarto árbitro: Paulo Vigliano.
Estadio: Arquitecto Ricardo Etcheverry.
Federico Miranda
(@FedePch)
Foto vía: @FerroOficial

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*