UCL: Roma se relajó y dejó la serie abierta

La “Loba” sacaba diferencia de 2 pero un descuido en el fondo achicó la brecha y concedió un gol. Nicoló Zaniolo facturó por duplicado y es la nueva sensación de la “Ciudad Eterna”.

Roma derrotó 2-1 a Porto en el Olímpico de la capital italiana en el encuentro de ida correspondiente a los octavos de final de la UEFA Champions League. Sentimientos agridulces para los “Giallorossi”, que tras un primer tiempo deslucido, se pusieron 2-0 arriba y tuvieron todo para aumentar la diferencia. Sin embargo, un quedo en la última línea dejó a los lusos con vida y todo se definirá en la tierra del “Dragao”.

Los de Eusebio Di Francesco se sacaron la mufa y ganaron con autoridad en Verona. Atrás quedó la paliza sufrida en Florencia y los 2 juegos ligueros sin halagos: era tiempo de cambiar el chip a “modo europeo” y tenían que protagonizar una de las llaves más inciertas de esta instancia de octavos de final.

El “Dragón” entró en una meseta local, que si bien lo tiene como único líder del torneo, la eliminación de la Copa de la Liga a manos de Benfica y el par de empates en sus últimas presentaciones, llenaron de dudas el futuro del equipo que dirige Sergio Conceicao.

Media hora le tomó a ambos hacer pie en el terreno de juego, para soltarse y dejar de lado el famoso “round de estudio” en el boxeo. El visitante lo hizo revolcarse a Antonio Mirante con un disparo algo débil por parte de Tiquinho.

Federico Fazio salió del fondo y se vistió de pasador, con una magnífica pelota en dirección a Edin Dzeko. El bosnio controló dentro del área y ante la marca de un defensa enganchó para su pierna derecha. Terrible remate que sacudió el vertical de la mano diestra de Iker Casillas, en lo que fue la aproximación más clara de la “Loba” en los 45 iniciales.

En el complemento la Roma se animó un poco más. La referencia de área llamada Edin Dzeko fue la carta podría quebrar el cero y los locales decidieron apostar al instinto asesino del bosnio.

Primero Bryan Cristante se mandó una de Zidane dentro del área lusa. Preciosa ruleta para desairar a un rival y zurdazo furibundo que se chocó con las manos seguras de Casillas.

Luego Lorenzo Pellegrini probó desde afuera de la 18 y otra vez el legendario Iker controló sin problemas. Roma inclinaba la cancha y en la medida que le acertase a su 9 de área, era probable que desbloquease el resultado.

A los 69´ se produjo la explosión romana. Lateral de Kolarov para El Shaarawy y centro para Dzeko. El bueno de Edin la aguantó y buscó a Nicoló Zaniolo. El jovencito de 19 años no se amedrentó de la marca encima y sacó un derechazo cruzado que se coló junto al segundo poste de Casillas.

Pasaron 6 minutos y el dueño de casa consiguió el raddoppio. De Pellegrini para Dzeko y el bosnio le caminó por encima a su marcador. Disparo que rebotó en la base del palo derecho y que cayó en los pies de un Zaniolo que acompañaba la jugada. Toque del fanciullo hacia el arco indefenso y primer doblete para la nueva joya del “Calcio” (tiene cosas de Demetrio Albertini, hay que seguirlo de cerca).

Pero cuando parecía que estaba todo bajo control, Porto encontró el inesperado descuento. Largo bochazo desde el fondo de Felipe y Adrián la bajó de cabeza para Tiquinho. El brasileño se tuvo fe para darle de volea, pero fue tan imperfecto el intento de remate que le salió un heterodoxo pase para Adrián. El español aprovechó la impensada habilitación y definió bárbaro frente a Mirante, sin dejarla caer.

Conformes los lusos con llevarse al menos un gol para casa, Roma trató de recuperar la diferencia merecida. Y en una contra casi llega el tercero. De Dzeko para Nzonzi y el galo la abrió más para la llegada de Kolarov. Tremendo fierrazo del serbio desde la izquierda y al Porto lo salvó la cara de Casillas, que estaba justo detrás de sus manos.

Quedó inconclusa la historia y cualquier cosa puede pasar en Oporto. El Coliseo tuvo su primera batalla y en la arena prevaleció el dueño de casa. Claro que ahora el “Dragón” espera en su territorio, donde jamás cayó ante la “Loba”. Es el momento ideal para que aparezca el fuego sagrado oculto.

Síntesis:

Roma (2): Mirante; Florenzi, Manolas, Fazio y Kolarov; Cristante, De Rossi, Zaniolo (Santon) y Pellegrini (Nzonzi); El Shaarawy (Kluivert) y Dzeko. DT: Eusebio Di Francesco.

Porto (1): Casillas; Eder Militao, Felipe, Pepe y Álex Telles; Otavinho (Hernani), Danilo Pereira, H. Herrera y Brahimi (Adrián); Tiquinho y Fernando (André Pereira). DT: Sergio Conceicao.

Árbitro: Danny Makkelie (Holanda)

(Foto Principal: ABC Color)


Emiliano Schiavi

Acerca Emiliano Schiavi

ver todas las publicaciones

Soy Emiliano Schiavi y siempre me interese por el fútbol internacional. Sin cable ni internet me las arreglaba leyendo el "Guerin Sportivo" o cualquier revista extranjera que solo se conseguía en algun kiosco del Centro. También me acompañaba algun VHS sobre la historia de los mundiales y nunca me cansaba de verlos. Por eso le preste atención al fútbol de Europa, Africa, Asia y - si estaba aburrido - Oceanía. Descubrí un medio maravilloso como la radio y conocí buena gente (grandes amigos) que me acercaron al Rincón del Fútbol en FB. La radio es una pasión, pero escribir es un deleite. Y todos los dias lo hago en este espacio de FB, donde investigo y me gusta informar y entretener. Mi mayor expectativa para este nuevo proyecto es seguir aprendiendo. Porque a los 40 años también se aprende, créanme. Tengo total libertad para expresarme, leer y ser leído. Porque nadie desafina cuando uno escribe lo que se le canta. Digamos todo ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*