“Se trata de ganar y dejar todo”

Capaldo, una de las promesas de las inferiores del Boca, así se refirió al clásico que se avecina ante River. Weigandt, el otro juvenil que se afianzo en el once de Alfaro, expresó “es algo hermoso y lo tomo paso a paso”.

Uno de los hecho positivos que se le puede adjudicar a la “gestión” de Gustavo Alfaro en Boca, es el lugar que les asignó a los juveniles del Xeneize. Siempre postergados, con poco tiempo de rodajes, utilizados como pieza de intercambio, la llegada de Nicolás Burdisso al club de la Ribera cambió radicalmente la política de Boca en torno a los juveniles. “Poner chicos de inferiores en primera dio resultado, era uno de mis grandes desafíos”, expresó hace poco el manger.

Gustavo Alfaro se acopló a esta decisión de Burdisso y se “enamoro” de Agustín Obando, Nicolás Capaldo y Marcelo Weigandt. Son los tres valores que ya se ganaron un lugar con la primera. El primero alterna entre el banco de suplentes y el equipo alternativo. Los dos restantes ya son una fija entre los titulares de Lechuga.

“Es algo hermoso, uno cuando era hincha lo miraba desde el sillón en casa. Hoy jugarlo es algo muy lindo. Son partidos aparte, que marcan. Se trata de ganar y de dejar todo“, manifestó Capaldo en declaraciones a la web oficial del Xeneize. Y agregó que “no hay tiempo para relajarse, pero hay que tomarse unos segundos de alegría, siempre con la mente en que cada minuto es muy importante”.

Los rendimientos de Capaldo le permitieron ganarse un lugar en la selección sub 23 dirigida por Fernando Batista. Y el volante sostuvo en torno a los jugadores de mayor experiencia del plantel azul y oro que “siempre me ayudan. Me dan su lección de vida y su experiencia, eso es muy lindo. La familia te hace ver un poco para atrás y ver lo que se logra, pero siempre miro para adelante y sigo trabajando para lograr más cosas“.

Marcelo Weigandt postergó nada mas y nada menos que a Julio Buffarini. Y hoy, para Gustavo Alfaro, está por encima del ex hombre de San Lorenzo. Sobre el pasado clásico con River en el Monumental, el lateral deslizo que “fue una sensación muy linda. Tanto el cuerpo técnico como mis compañeros me dan la confianza días tras días y la verdad que me sentí muy cómodo. Estaba tranquilo, con ansias, quería jugar. Teníamos que salir a ganar y fue un empate, pero la verdad que muy tranquilo y contento”.

El número 4 además grafico sus sensaciones tras el camino recorrido desde su llegada a las inferiores: “Es algo muy lindo. Estoy desde chico acá y uno siempre soñaba con llegar y jugar en La Bombonera. Es algo hermoso y lo tomo paso a paso“.

Imagen destacada: Lanumero12.com.ar


Lucas Blanco

Acerca Lucas Blanco

ver todas las publicaciones

Cuando pense que esto era una etapa pasada y perdida de mi vida, Dios quizo que nuevamente me reencuentre con esta pasion. Y el que entiende de "pasiones" (como bien dice el personaje de Guillermo Francella en el "Secretos de tus Ojos) no la cambia por nada. A lo sumo, la posterga, la oculta, pero siempre esta latente hasta que vuelve a despertar. Y un compañero de trabajo hizo de "despertador". Y aqui estoy junto a la gente del Rincon que con mucha generosidad me abrieron las puertas de este "lugarcito" que es combustible para mi vida. El futbol, el deporte en general. Los tatuajes. Los bichos. Los libros. La musica. Lo nacional y popular. Los codigos. Mis otros pasiones que me convirtieron en este loco enamorado que esta aqui para aportar lo poco sabe pero con muchas ganas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*