Repechaje: Suecia resistió y dejó a Italia sin Mundial

Los “Vikingos Amarillos” mantuvieron el triunfo de la ida y regresarán a una Copa del Mundo tras 12 años. La “Nazionale” será la gran ausente en Rusia 2018 y faltará a una cita mundialista luego de 60 años.

Italia y Suecia igualaron sin goles en el Giusseppe Meazza de Milán y los nórdicos redondearon un marcador global de 1-0, tras haberse impuesto por la mínima en el primer chico. Una “Azzurra” sin ideas, sin renovación y – sobre todo – sin los añorados fantasistas que generaban juego, agudizó esa crisis de identidad que concluye con una sorpresiva ausencia.

Es que a la cuarta estrella en Alemania 2006 le siguieron 2 eliminaciones en primera ronda y la despedida del último bastión del buen fútbol: Andrea Pirlo.

El partido mostró un manojo de nervios en ambos seleccionados. Giampiero Ventura apostó al momento goleador de Ciro Immobile y decidió acompañarlo con el impredecible Manolo Gabbiadini. Por el lado de Suecia, se vivía la gran oportunidad de mostrarle al mundo que sin Zlatan también se puede.

Italia avisó en el cuarto de hora con una incursión de Immobile por derecha y un disparo casi sin ángulo que dio en la parte posterior de la red.

A los 26´,  Jorginho le metió un preciso pase a Ciro, quien mandó un centro rasante hacia el medio. La pelota pasó de largo y Antonio Candreva se relamía para ajusticiar al arquero Robin Olsen, pero el remate se fue por encima del horizontal.

Los visitantes poco y nada, tan sólo un par de protestas por manos dentro del área italiana, que el colegiado Antonio Mateu juzgó como casuales (aunque la de Andrea Barzagli fue más que evidente y debió haberse sancionado la pena máxima).

La más clara del primer tiempo estuvo en los pies de Ciro Immobile. A los 40´, un quirúrgico pase de Andrea Florenzi encontró al delantero de la Lazio muy solo frente a Olsen. El guardavallas amortiguó el disparo de Ciro y la pelota fue mansamente hacia el arco desguarnecido, pero Andreas Granqvist salvó in extremis y mantuvo su arco en cero.

El complemento tuvo la misma tesitura: Italia iba a la carga sin juego y con pelotas al corazón del área rival como el único argumento. Suecia esperaba por alguna contra con el reloj como su principal aliado.

Marco Parolo probó de volea a los 52´, pero el derechazo salió apenas ancho sobre el vertical izquierdo de Olsen. En el minuto 65, Antonio Candreva por izquierda metió una pelota envenenada con el revés del pie diestro y en el camino desvió Mikael Lustig. La pelota se elevó y con suspenso cayó detrás del travesaño.

Se aventuró en ataque la “Nazionale” y Giampiero llenó el área enemiga de delanteros. Pero el problema estaba en la generación de juego y la pelota quemaba en los pies de cualquiera.

Parolo tuvo 2 chances de cabeza: una conjurada por Olsen y la otra salió por un costado. Todo muy forzado y sin ideas… la consecuencia lógica era que el tiempo jugase a favor de los suecos.

Con un Gianluigi Buffon que quiso ser más héroe de lo que es, en busca de un cabezazo salvador en el arco de enfrente, el partido terminó con una volea de Jorginho que se fue desviado. No hubo récord de 6 Mundiales para el magnánimo Gigi y las lágrimas de la amarga despedida emocionaron a todos.

Pasaron Roberto Baggio, Francesco Totti, Alessandro Del Piero y Andrea Pirlo. La pelota realmente los extraña porque Italia carece de juego. No sorprende la renuncia de Ventura, pero no es el único responsable de esta debacle del tetracampeón mundial: se necesitan profundos cambios y apostar a nuevos valores.

Italia vive su peor momento a nivel selección y ni siquiera se salvó por la estadística de los 12 años: desde 1970, la “Azzurra” alcanzaba la final cada 3 mundiales (1970, 1982, 1994, 2006, 2018). Rusia era el destino ideal… pero los “Vikingos Amarillos” fueron los verdaderos conquistadores.

El llanto de este Caballero del fútbol será difícil de olvidar (Foto: Marca)

(Foto Principal: Marca)


Emiliano Schiavi

Acerca Emiliano Schiavi

ver todas las publicaciones

Soy Emiliano Schiavi y siempre me interese por el fútbol internacional. Sin cable ni internet me las arreglaba leyendo el “Guerin Sportivo” o cualquier revista extranjera que solo se conseguía en algun kiosco del Centro. También me acompañaba algun VHS sobre la historia de los mundiales y nunca me cansaba de verlos. Por eso le preste atención al fútbol de Europa, Africa, Asia y – si estaba aburrido – Oceanía. Descubrí un medio maravilloso como la radio y conocí buena gente (grandes amigos) que me acercaron al Rincón del Fútbol en FB. La radio es una pasión, pero escribir es un deleite. Y todos los dias lo hago en este espacio de FB, donde investigo y me gusta informar y entretener. Mi mayor expectativa para este nuevo proyecto es seguir aprendiendo. Porque a los 40 años también se aprende, créanme. Tengo total libertad para expresarme, leer y ser leído. Porque nadie desafina cuando uno escribe lo que se le canta. Digamos todo …

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*