No fue su tarde

Borussia Dortmund volvió a dejar puntos en el camino, esta vez como local y ante un Augsburgo que transita la mitad de la tabla. Fue 1-1, con tantos de Ji-Dong Won para la visita y Dembelé para un conjunto Borusser, cuyo goleador Pierre-Emerick Aubameyang anduvo peleado con el arco.

En el Signal Iduna Park y con motivo de celebrar sus 107 años de vida, el Borussia Dortmund andaba en busca de un triunfo que lo acercara a la cima, teniendo en cuenta que en esta jornada se enfrentan los dos líderes, Bayern Múnich y RB Leipzig. Los de Thomas Tuchel, como suelen hacer, intentaron imponer su juego desde el inicio, buscando hacer amplio el campo al poner una línea de tres defensores. La primera ocasión llegó a los diez minutos, mediante un disparo de Mario Götze que se desvió en el camino y dio en el palo derecho de Marwin Hitz. En los siguientes minutos, al dueño de casa le costó más enhebrar jugadas de riesgo, siendo obligado por la buena ocupación de espacios rival a cambiar su disposición a línea de cuatro. Pasados los veinte el cuadro Borusser consiguió penetrar nuevamente la defensa de los bávaros y generó una clara oportunidad: Mikel Merino encontró en profundidad a Pierre-Emerick Aubameyang y éste sirvió de espaldas a Shinji Kagawa para que fulminara a Hitz, mas el arquero mantuvo la compostura y le negó el tanto al japonés. A los treinta y tres minutos, a pesar de no haber hecho demasiado en ataque, Augsburg aprovechó una desorganización defensiva local para ponerse arriba en el marcador. Una mala profundización de Marc Bartra derivó en un contraataque conducido por el central Martin Hinteregger que derivó en Jan Morávek, quien abrió la pelota en dirección de un Ji-Dong Won que llegó libre, y aunque Roman Weidenfeller le tapó su primer remate, tuvo revancha en el rebote e impulsó la pelota hacia la red. Con el 1-0 en contra, el local entró en una dinámica de cierto nerviosismo y se fue al descanso mostrando una cara algo pálida en ataque. Pese a eso, Aubameyang tuvo la chance del empate poco después del tanto visitante, pero su cabezazo tras el centro de Marcel Schmelzer salió desviado.

El joven Dembelé volvió a aparecer en el marcador y rescató un punto para un Dortmund cuya mira estuvo algo torcida en el día de hoy. (Foto: Getty Images)

En la segunda parte, los aurinegros -o Die Schwarzgelben- llegaron a la igualdad apenas inició la etapa. Ousmane Dembelé, algo retraído en los primeros cuarenta y cinco minutos, combinó con Kagawa y acto seguido se internó en el área para definir abriendo su pie zurdo ante la salida de Hitz. Ese tanto pintó a los de Tuchel un escenario alentador, e inmediatamente después casi lograron el segundo cuando Aubameyang recibió un centro desde la derecha de Christian Pulisic y decidió definir de tijera, no obstante Hitz se lució para negarle el gol al gabonés. Poco después el árbitro Guido Winkmann se tragó un penal de Paul Verhaegh sobre Kagawa. Tras ese furioso arranque, al Dortmund le costó un poco más llevar peligro, aunque las riendas del encuentro le correspondieron plenamente. Un par de remates de Aubameyang y Kagawa fueron lo más aproximado de un elenco en el que las apariciones de Götze, Dembelé y el propio japonés fueron menguando. Sin embargo, en la parte final del choque y desde la entrada de Gonzalo Castro, el local contó con dos ocasiones más que propicias. A trece del final, el ex Leverkusen puso a Aubameyang en posición de gol, pero el atacante desvió increíblemente su remate mientras que a dos del final otra vez el volante le cedió de pecho el balón al gabonés y éste no pudo vulnerar a Hitz, con el agravante de que André Schürrle tampoco la pudo meter tras posterior rebote del arquero. No pudo ser para los borussen, que desperdiciaron la chance de descontarle a los punteros y ahora rezarán por una igualdad entre ellos mañana para quedar “tan sólo” a diez de la cima.

Foto destacada: AP


Juan Saber

Acerca Juan Saber

ver todas las publicaciones

Mi nombre es Juan Sáber, tengo 22 años y estoy por recibirme de Licenciado en Ciencias de la Comunicación en UADE. No conocía RDF antes, llegué porque me acercaron la propuesta y sentí que era un proyecto viable y en el que podía aportar. Me tocará cubrir Arsenal, club en el que ya estoy trabajando para otro medio y que aprendí a conocer bien (más allá de ser hincha). Es un club muy especial, por diversos motivos, y siento que la posición que logré en mi otro trabajo me da las condiciones como para poder acercar buena información sobre el mismo.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*