Serie A: Napoli sigue de festejo y se asoma a Europa

El flamante campeón de copa escala en la tabla y va en busca del protagonismo perdido. Parma tuvo un “gran danés” y mordió a Genoa en su propia casa. Cagliari salió airoso en Ferrara y se aleja de los problemas. Torino recuperó el aliento y a su goleador.

En esta vorágine italiana futbolera en la que no hay tiempo que perder, tenemos partidos casi todos los días. El martes de “Calcio” fortificó las pretensiones de Napoli, que superó 2-0 a Hellas Verona y se consolida en el sexto puesto, hoy en zona de Europa League.

Son 8 los encuentros que los “Azzurri” acumulan sin caídas, incluida la ida por los octavos de final de la UCL ante Barcelona y la reciente consagración frente a Juventus en la final de la Coppa Italia.

Cuando mejor jugaba el dueño de casa, fueron los sureños quienes se adelantaron en el marcador. Minuto 38 y un córner de Mateo Politano desde la punta izquierda fue cabeceado con justeza por Arkadiusz Milik. El balón quiso ser desviado en el camino por Allan pero el brasileño no llegó a tocarlo. Confundido el arquero Marco Silvestri y la pelota picó mansamente antes de terminar en el fondo de las mallas. Gol 100% autoría del polaco.

A decir verdad, los “Griegos” hicieron méritos suficientes como para alcanzar al menos la igualdad, pero chocaron una y otra vez con la figura de David Ospina. Para colmo de males, la tragedia se acentuó sobre el final, cuando Napoli jugó a esconder el alma y tuvo que ser “Chucky” el que completó el crimen.

Hacia 6 minutos nomás que había ingresado Hirving Lozano y 4 más tarde liquidó el pleito. Tiro de esquina con una rosca tremenda de Faouzi Ghoulam y por el segundo palo “Chucky” dijo que sí con la cabeza para el definitivo 2-0. Tercer grito sagrado en Serie A para el mexicano.

Parma jugó el fútbol que le gusta a la gente y vapuleó 4-1 a Genoa, en su excursión al Luigi Ferraris. Tremendo show del danés Andreas Cornelius, quien imprimió factura por triplicado.

A los 18´ llegó el primer gol del partido. Gervinho la inició en el propio campo y trasladó el cuero por casi 50 metros. Apertura a la derecha para Hernani y centro hacia el punto del penal, donde no alcanzó ni la defensa ni el arquero Mattia Perin. Del otro lado apareció Cornelius para darle de primera y sacudir la red genovesa.

Los “Grifoni” tuvieron una chance inmejorable para empardarlo, en el minuto 29. Contraataque que condujo Andrea Favilli en la izquierda y la cedió para la llegada de Stefano Sturaro. Disparo que dio en la mano de Simone Iacoponi y el árbitro Piero Giacomelli no dudó en señalar la pena máxima. Domenico Criscito con la responsabilidad y Luigi Sepe demostró que sigue de racha, con un manotazo salvador + la ayuda del poste izquierdo. Segundo penal consecutivo que detiene el guardavallas oriundo de Torre del Greco.

Las calamidades llegaron enseguida para Genoa porque 4 minutos más tarde cayó el radoppio visitante. Vincent Laurini le tiró un bochazo a Cornelius para que se arreglase como pudiera y el danés fue pura dinamita, porque controló la bocha y con poco ángulo sacó un zurdazo que se metió entre las piernas de Perin.

El gran danés volvió a mostrar los dientes a los 53´, cuando decidió llevarse la pelota a su casa. Esta vez fue perfecto el centro con rosca de Laurini desde la izquierda y Cornelius cabeceó en soledad para rubricar su triplete.

Genoa tuvo una segunda oportunidad y al fin pudo batir a Sepe desde los 12 pasos. Mano del francés Laurini dentro de la 18 visitante y esta vez Iago Falqué descontó de penal a los 59´.

Quedó tiempo para que la nueva sensación del “Calcio” pasara para el cuarto a sus rivales. A 3 minutos del epílogo, el sueco Dejan Kulusevski metió un latigazo de zurda desde afuera del área y acomodó la redonda junto al palo izquierdo de un indefenso Perin.

Fenomenal actuación de Andreas Cornelius, con un triplete demoledor (Foto: BeSoccer)

Con el último suspiro, Cagliari amargó 1-0 a SPAL en el Paolo Mazza de Ferrara y cortó una racha adversa de 13 juegos sin ganar.

Los comandados por Luigi Di Biagio mostraron signos vitales allá por marzo, cuando sorprendieron a Parma en su propia casa. Sin embargo, los sardos se encargaron de darles un baño de realidad y todavía sufren en el penúltimo puesto, a 7 puntos de una hipotética salvación.

Un descuido sobre el final dejó al anfitrión con las manos vacías. Minuto 93 y un lejano remate de Marko Rog fue tapado a medias por el portero Karlo Letica. Balón a un costado para un Joao Pedro libre de marcas. Envío hacia el medio para Giovanni Simeone, también en absoluta soledad. Palomita del hijo de “Cholo” y desazón local por una dura y postrera derrota.

Torino vio el trapo rojo y se enfureció a tiempo, para imponerse 1-0 sobre Udinese y decirle adiós a la nefasta serie de 9 encuentros sin halagos.

En el Olímpico de los Alpes volvió el matador Andrea Belotti porque fue el encargado de anotar el solitario gol del partido. A los 16´, veloz réplica del “Toro” dirigida por Simone Edera, quien soltó la pelota hacia la izquierda para Belotti. El bombardero de Calcinate sacó un misil de zurda que le reventó el arco a Juan Musso. Novena diana para Belotti, que venía de fallar un penal el fin de semana pasado.

(Foto Principal: The San Diego Union Tribune)


Emiliano Schiavi

Acerca Emiliano Schiavi

ver todas las publicaciones

Soy Emiliano Schiavi y siempre me interese por el fútbol internacional. Sin cable ni internet me las arreglaba leyendo el "Guerin Sportivo" o cualquier revista extranjera que solo se conseguía en algun kiosco del Centro. También me acompañaba algun VHS sobre la historia de los mundiales y nunca me cansaba de verlos. Por eso le preste atención al fútbol de Europa, Africa, Asia y - si estaba aburrido - Oceanía. Descubrí un medio maravilloso como la radio y conocí buena gente (grandes amigos) que me acercaron al Rincón del Fútbol en FB. La radio es una pasión, pero escribir es un deleite. Y todos los dias lo hago en este espacio de FB, donde investigo y me gusta informar y entretener. Mi mayor expectativa para este nuevo proyecto es seguir aprendiendo. Porque a los 40 años también se aprende, créanme. Tengo total libertad para expresarme, leer y ser leído. Porque nadie desafina cuando uno escribe lo que se le canta. Digamos todo ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*