Champions League: un 2-2 con todas las emociones en Dortmund – Madrid

En la jornada 2 de la máxima competición de clubes en Europa, el choque entre el Borussers y madrileños terminó igualado y tuvo emoción hasta el final. En el otro partido del grupo, Sporting le ganó 2-0 al Legia Varsovia, mientras que en la zona E, el Tottenham de Pochettino se recuperó en Moscú y el Mónaco empató 1-1 con Bayer Leverkusen.

Se jugó la segunda fecha de la fase de grupos de la Champions League, que en esta jornada traía algunos encuentros interesantes. El más saliente era la visita de Real Madrid al Signal Iduna Park para enfrentar al entonado Borussia Dortmund, que pretendía declararle una lucha intensa por el primer lugar de la zona. En el otro cruce del Grupo F, se medían Sporting (obligado a ganar para tener alguna chance) y el débil Legia Varsovia. En el E, mientras tanto, se cruzaban en Rusia el local CSKA Moscú y Tottenham, además de la visita de Bayer Leverkusen a Mónaco. Lo mejor de los duelos, a continuación.

 

Un vibrante empate en el Signal Iduna Park

Los de Thomas Tuchel querían demostrar por qué son uno de los planteles más prometedores de Europa y tenían la oportunidad de hacerlo, en su casa y ante el vigente campeón. En choque comenzó con los dos avisando desde la pelota parada. Primero fue Cristiano Ronaldo el que exigió al arquero Roman Bürki, posteriormente lo haría Gonzalo Castro para probar a Keylor Navas. El dueño de la pelota era el local, intentando asociaciones interiores cuando atacaba estáticamente y, si había algún espacio, también lanzar al veloz Pierre-Emerick Aubameyang con algún pase profundo. Sin embargo, fue el Madrid el de la apertura del marcador en su primer avance serio. Una pelota profunda puso a Bale en el área y el galés, contra la línea, metió un taco fenomenal que dejó solo frente al arco a un Cristiano que no perdonó. El Dortmund no se desesperó y continuó circulando el balón en busca de espacios ante un conjunto Merengue que los cubría bien y esperaba agazapado para contragolpear. Ousmane Dembelé empezó a gravitar en el juego por derecha y generó una chance que el mismo finalizaría con un remate que se fue apenas alto. Sobre el final de la etapa, quizás de la forma menos esperada, el local llegaría al 1-1. Navas dio rebote ante un tiro libre lejano de Raphaël Guerreiro y entre un infortunio de Raphaël Varane (la pelota le rebotó a él) y un oportunista Aubameyang que empujó en la línea llegó la igualdad.

 

En el complemento, los locales continuaron dominando las acciones y en un inicio auspicioso casi se ponen arriba. Dembelé gambeteó a Danilo de gran manera, pero su remate se fue por arriba, mientras que un par de minutos después Castro encontró a Aubameyang y éste remató abriendo el pie, pero Navas se esforzó y le sacó su segundo gol en el partido. Esta superioridad, sin embargo, tuvo un letargo de algunos minutos en los que Real Madrid salió un poco más e intentando armar algún contraataque desde recuperaciones en el mediocampo. Cristiano no pudo conectar un envío de Ramos primero y luego Bale sirvió un centro raso a Benzema, en el que el francés fue incomodado por Sokratis Papastathopoulos. Unos instantes más tarde, los de Zinedine Zidane encontrarían en la salida de un córner una nueva ventaja: Karim Benzema impactó en el palo un centro venenoso cuyo rebote le quedó a Varane, que redimió su mala fortuna en el gol del empate rival y puso el 2-1. Esta incidencia parecía haber golpeado al equipo local, que empezó a dar ciertas ventajas atrás, pero Tuchel reavivó el ataque con el ingreso de los jóvenes Christian Pulisic y Emre Mor, que con sendos remates exigieron al máximo a un Navas que ya era figura. El Madrid, que ya se aferraba al triunfo, sufriría finalmente la igualdad luego de que Pulisic mandase un centro que, tras la pirueta fallida de Aubameyang, le quedaría a Andre Schürrle y éste vencería con un zurdazo potente al golero del vigente campeón. No hubo tiempo para más y el encuentro finalizó con un 2-2 justo por la virtud de uno de aprovechar sus momentos favorables y del otro de no renunciar nunca a pesar de la adversidad. La lucha por el liderazgo del Grupo F sigue abierta.

Son-Heung Min le dio la victoria al Tottenham

En Rusia, el conjunto de Pochettino se jugaba mucho después de su derrota inicial ante Mónaco. Después de una media hora bastante frenada y sin situaciones de gol, el volante local Zoran Tosic metió un remate que salió cerca del arco de Hugo Lloris. Más tarde, Roman Eremenko exigió al arquero francés. Tottenham, por su parte, tuvo la ocasión más clara en los pies de Dele Alli luego de que su remate desde afuera del área diera en el travesaño. En la parte final, los visitantes tuvieron las más claras: a Vincent Janssen le anularon correctamente un gol y a Son-Heung Min le privaron su conquista en la línea del arco. Al final, los de Pochettino lograrían su premio cuando Erik Lamela, por medio de un pase profundo, encontrase a Son al espacio y el surcoreano vulnerara con cierto suspenso a Igor Akinfeev a falta de veinte minutos para el epílogo. Buena victoria de los Spurs, que se repusieron de su caída inicial y seguirán luchando por pasar de fase.

SonHeungMin
Son-Heung Min está encendido y continúa marcando para el Tottenham. (Foto: Reuters)

Mónaco se lo arrebató al Leverkusen en el final

El equipo monegasco afrontaba su partido inicial como local habiendo triunfado en su primer compromiso. Los alemanes, por su parte, querían un triunfo que los posicione en el grupo y fueron los primeros en hacer un movimiento. Hakan Çalhanoglu intentó con un remate que salió cerca del palo. Luego de eso la primera parte no dio demasiadas emociones, con un local al que se le complicó suplir la ausencia de Radamel Falcao. Sin embargo, casi encuentra el tanto inicial tras una jugada en la que Tiemoue Bakayoko asistió a Thomas Lemar y éste no pudo hallar el arco con su tiro. En el complemento, Chicharito Hernández finalizó un contragolpe conducido por Kevin Volland haciendo exigir a Danijel Subasic, en lo que sería un anuncio de lo que vendría. Faltando un cuarto de hora, Leverkusen se pondría arriba con el gol número 100 del mexicano en Europa tras culminar una buena jugada de Admir Mehmedi. Mónaco fue a por el empate empujando en los últimos minutos, y llegaría al 1-1 en el epílogo de la mano del defensor Kamil Glik, que con un gran remate aéreo le salvó la ropa a su elenco en tiempo agregado. Igualdad en el St. Louis Stadium, que deja a los anfitriones líderes de grupo con cuatro puntos y al elenco alemán obligado a sacar los tres puntos ante Tottenham en la próxima jornada.

Sporting, sin problemas ante Legia Varsovia

A los portugueses les alcanzó con un buen arranque para doblegar a un endeble elenco visitante, que parece destinado a ocupar el último lugar de la zona. Sin embargo, los polacos pudieron haber abierto el tanteador en el inicio, luego de que Jefferson casi cabeceara en contra de su arco un córner de Guilherme. Eso igualmente representó un espejismo en el choque, ya que el local apretó y tuvo con Gelson Martins y Bas Dost dos chances importantes. El primero falló de forma increíble abajo del arco tras que se la bajaran en el primer palo, mientras que el holandés metió un cabezazo que salió cerca. Finalmente, el 1-0 del Sporting llegaría antes de la media hora, de la mano del costarricense Bryan Ruiz a la salida de un nuevo tiro de esquina. Ocho minutos más tarde, Dost con su quinto gol en cinco encuentros para el elenco lisboeta, decretó el 2-0 para los de Jorge Jesús. Después de ese tanto, los Leões pudieron aumentar la ventaja. Un cabezazo de Sebastian Coates fue despejado por el arquero Arkadiusz Malarz antes del cierre de la primera parte. En el complemento, fue Adrien Silva quien tuvo el gol en dos ocasiones pero las cosas quedarían como finalizaron al descanso, lo que permitió al Sporting recuperarse de la caída ante Real Madrid y afrontar el próximo duelo ante Dortmund con mayores esperanzas.

Foto destacada: Goal.com


Juan Saber

Acerca Juan Saber

ver todas las publicaciones

Mi nombre es Juan Sáber, tengo 22 años y estoy por recibirme de Licenciado en Ciencias de la Comunicación en UADE. No conocía RDF antes, llegué porque me acercaron la propuesta y sentí que era un proyecto viable y en el que podía aportar. Me tocará cubrir Arsenal, club en el que ya estoy trabajando para otro medio y que aprendí a conocer bien (más allá de ser hincha). Es un club muy especial, por diversos motivos, y siento que la posición que logré en mi otro trabajo me da las condiciones como para poder acercar buena información sobre el mismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*