#GranDT: Bauza, el “Patón” de América

Con la conducción técnica de Bauza, San Lorenzo escribió su pagina mas dorada al obtener la Libertadores 2014. El Patón se ganó un lugar en la historia Azulgrana y dejó una huella indeleble.

Hasta 2014 había dos objetivos entre ceja y ceja para el pueblo Cuervo. Uno era, es, la ansiada vuelta a Boedo, proyecto que aún lejano ya está en marcha. La otra meta era ganar la Copa Libertadores, trofeo esquivo para el Ciclón y motivo de cargadas en el folclore futbolero. Pero ese objetivo se hizo realidad el 13 de agosto de 2014. Esa noche el Azulgrana derrotó por penales a Nacional de Paraguay y alzó el máximo certamen continental. Y Edgardo Bauza, DT de ese equipo, fue protagonista clave en ese logro.

El Bambino Veira, Tim (para los mas jóvenes, DT de los históricos Matadores), el Ingeniero Pellegrini (entrenador del Ciclón que ganó en 2002 la Copa Mercosur, primer titulo internacional del Cuervo), José Bareiro -conductor de los míticos Carasucias – son algunos de esos nombres que desde el banco de suplentes brillaron en el Azulgrana. Pero el Patón, con el peso especifico de la Libertadores, está en lo más alto de los técnicos que pasaron por Boedo

Cuando el 6 de enero de 2014 Bauza fue presentado como nuevo entrenador del Cuervo, nadie imaginaba que fruto de su conducción San Lorenzo iba a conquistar América. Es más, el CASLA venía de ser campeón del Torneo Inicial 2013 de la mano de Juan Antonio Pizzi, quien decidio marcharse sorpresivamente. El desafió para Bauza era mayor entonces: potenciar al campeón.

En la conferencia de prensa de presentación, Bauza afirmó “no quiero renunciar a nada. La prioridad es la Copa por todo lo que significa, pero está el campeonato local como la Copa Argentina y no entiendo otra forma de jugar que ir a ganar todo lo que se juega”.

La Copa, la Libertadores, fue entonces el objetivo central de Bauza y de todo el Azulgrana. Con la base del campeón de Pizzi, más la llegada de nombres como Mauro Matos y Nicólas Blandi, el Patón comenzó a forjar su San Lorenzo. Bauza sabía de que se trataba la Libertadores y qué hacer para ganarla. Había conquistado América con la Liga de Quito en 2008.

El Ciclón de Bauza no brilló y quizás sus momentos de buen fútbol fueron escasos. Pero tuvo esa hombría y coraje que requiere la Copa Libertadores para superar momentos adversos (como no contar con Piatti y Correa en la instancia final del torneo). Y también, vale decirlo, encontró esa dosis de suerte siempre necesaria, como la que le permitió clasificarse a octavos de final.

El Patón, fiel a su estilo de juego, armo un Cuervo solido. Torrico bajo los tres palos; sociedades como las de Mercier-Ortigoza, Buffarini-Villalba y Mas-Piatti; junto a la cuota goleadora que aporto Matos, conformaron el andamiaje de ese San Lorenzo campeón de América .

El camino no fue fácil y se sufrió para acceder a octavos, como se dijo antes. Gremio, por penales, y Cruzeiro quedaron en el camino en octavos y cuartos de final, respectivamente. En semis el Cuervo eliminó con claridad al Bolivar de Bolivia y en la final esperaba el sorprendente y desconocido Nacional de Paraguay.

San Lorenzo se trajo un empate 1-1 de su visita a Asunción, resultado ideal para definir la Copa en el Nuevo Gasometro. Pero el CASLA padeció el PT y así lo reconoció el Patón en el libro “El Método Bauza”: “No podía creer lo que estaba viendo. Lo mal que estábamos jugando, parecía otro equipo. No lo podía creer. Lo hablaba con el Camello Di Leo: ‘Tienen un cagazo bárbaro, pero no tienen miedo, porque estos jugadores no tienen miedo, es al revés, es el miedo escénico, que es otro miedo’. Es el miedo a arriesgar, el miedo a tomar decisiones, resoluciones. El miedo a elegir“.

Bauza agregó que “después, en el entretiempo, pasé diez minutos preguntándoles qué es lo que les pasaba. Les hice un recordatorio de todo lo que les había costado llegar hasta acá, de las frustraciones, de las angustias, de las privaciones. De lo grandes que eran. ‘No pueden equivocarse un pase a cinco metros, es un partido de fútbol, muchachos. ¿Qué estamos haciendo, carajo?’. Vi un cambio de semblante en esos dos minutos que faltaban para volver a la cancha. Y en el segundo tiempo lo demostraron; sin llegar a un gran nivel, había vuelto la autoridad. Había aparecido el equipo”.

Fue 1-0 gracias al penal convertido por Néstor Ortigoza. Fue descontrol, fue alegría, fue alcanzar esa meta que durante toda su existencia se le había negado al Ciclón. Bauza, el que condujo a ese plantel a la gloria, recordó “cuando llegué a este club, la presión por ganar la copa era muy grande. La famosa palabra ‘obsesión’. Lo primero que les dije a los jugadores es que para ganar algo hay que soñarlo. Soñé con ganar la Libertadores, aunque fue un camino durísimo. Empezamos a las trompadas y llegamos a un pico de rendimiento. Sin embargo, no pude disfrutarla,… qué se yo. ¡Soy así! Fue un momento único, no hay nada arriba”.

Y es verdad. No hubo punto más alto en la historia de San Lorenzo. Ni antes ni después. Quizás lo único que pueda emparentar ese logro sea la vuelta a Tierra Santa. O volver a alzar la Libertadores, que nadie sabe siquiera si vuelva a repetirse. Por eso ese 2014 permanecerá imborrable en la memoria Azulgrana. Y en cada recuerdo, en cada imagen de esa epopeya, ademas de Torrico, el Pipi Romagnoli u Orti estará el Patón de América, Edgardo Bauza.

Imagen destacada: Mundo Azulgrana


Lucas Blanco

Acerca Lucas Blanco

ver todas las publicaciones

Cuando pense que esto era una etapa pasada y perdida de mi vida, Dios quizo que nuevamente me reencuentre con esta pasion. Y el que entiende de "pasiones" (como bien dice el personaje de Guillermo Francella en el "Secretos de tus Ojos) no la cambia por nada. A lo sumo, la posterga, la oculta, pero siempre esta latente hasta que vuelve a despertar. Y un compañero de trabajo hizo de "despertador". Y aqui estoy junto a la gente del Rincon que con mucha generosidad me abrieron las puertas de este "lugarcito" que es combustible para mi vida. El futbol, el deporte en general. Los tatuajes. Los bichos. Los libros. La musica. Lo nacional y popular. Los codigos. Mis otros pasiones que me convirtieron en este loco enamorado que esta aqui para aportar lo poco sabe pero con muchas ganas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*