Un concurso sin premios

El fin de año es movido en Gimnasia. Y mucho más allá de la cesión a préstamo del peruano Christian Ramos a Emelec o de la danza de nombres de posibles incorporaciones que transitan un abanico enorme de Rodrigo Palacio para abajo, los juicios que la institución debe afrontar y la posibilidad que baraja el presidente Gabriel Pellegrino de ir a concurso de acreedores ponen un gran signo de interrogación al inicio de 2017 con ojos triperos.

El origen de la enorme preocupación pasa por el juicio iniciado por el arquero Gastón Sessa, iniciado en 2012 tras considerarse despedido por la rescisión contractual a partir del descenso de 2011, cuando le quedaba un año de contrato por delante. Eso, en el marco de una muy mala relación con el tesorero Carlos Flores y el presidente Héctor Delmar, quienes meses después abandonaron sus funciones. Un reclamo original del orden de los 3 millones y medio de pesos se transformó en una apabullante deuda de casi 19 millones de pesos, a partir de un acuerdo al que se llegó entre las partes y que luego la CD encabezada por Daniel Onofri no refrendó. Se cortó el diálogo y una multa de la Justicia por “temeridad y malicia” dada la dilación en las instancias judiciales llevaron los números a las nubes. Una primera reunión de Pellegrino con uno de los abogados de Gastón Sessa, Diego Palacios Hardy, fue negativa. Más allá de la preocupación, el pago no asoma como inminente porque la Suprema Corte de Justicia de Buenos Aires hizo lugar a un recurso de queja del club y envía “los autos al tribunal de origen para que, con otra integración, de cumplimiento con lo que aquí se ha resuelto”. Habrá que esperar si trae buenas noticias el cara a cara entre Pellegrino y Sessa, que sería en la primera semana del nuevo año. el objetivo es un acuerdo extrajudicial.
¿Gimnasia es un caos? Siempre el club “pateó” los juicios hacia adelante. El juicio con All Boys de La Pampa por la transferencia de Roberto Sosa a Italia es de 1998 (son 700 mil pesos/dólares, la Justicia dirime en qué moneda es la deuda) y del mismo año es el juicio de Juan Simón y Hugo Issa por una venta frustrada de Andrés Guglielminpietro a Boca (la gestión Delmar decidió venderlo a Milan). Otros juicios que preocupan son los del ex DT Ángel Cappa y del gerente Alejandro Ismael, mientras que ayer la sede social fue allanada por la deuda con AFIP (del orden de los 3.600.000 pesos) y la deuda con AFA sería de 14 millones de pesos (10 según las cuentas de la dirigencia anterior), una suma reducida notablemente en los últimos años.
Como siempre los problemas son diferidos, la gestión Onofri pagó en los últimos años las deudas con Leonardo Madelón, Pablo Fernández, Diego Cocca y hasta Carlos Ramacciotti, quien dejó de ser entrenador en 2003. Y afrontó un juicio de la firma holandesa Intermark, intermediaria del pase de…¡Marcelo Goux de Belgrano de Córdoba a Gimnasia en 2001!
¿Será la convocatoria de acreedores una salida? Al menos, es una preocupación. Para el hincha, el fantasma de la quiebra asoma detrás, más aún en tiempos pro Sociedades Anónimas Deportivas. “Una convocatoria de acreedores no es una quiebra, eso es importante resaltarlo. La quiebra hubiese venido si el Club seguía siendo manejado como hasta esta instancia. La quiebra viene si después que uno pacta una convocatoria de acreedores, se junta con 100 acreedores y acuerda pagarles 5 pesos a cada uno por mes, y no cumple. Ahí se da el paso a la quiebra. Lo importante es juntar a todos los acreedores y decirles: ‘¿cuánto se te debe? Tanto. Bueno, traenos la deuda documentada’. Y acá en Gimnasia todas las deudas no están plenamente documentadas, hay más papelitos que facturación”, le dijo Gabriel Pellegrino ayer a “El Equipo Deportivo” de FM La Redonda.
¿Estas desprolijidades traerán consecuencias internas o judiciales para los ex directivos -auditoría mediante- o quedarán en las típicas denuncias a la prensa de los nuevos gobiernos referidas a “la pesada herencia recibida”? El tiempo lo dirá. Como también sabremos si el expresidente Daniel Onofri tiene cosas para decir.

Pellegirno y Onofri juntos. Tiempos no tan lejanos. (Foto Archivo).

Facundo Bernardo Aché

Acerca Facundo Bernardo Aché

ver todas las publicaciones

Soy Facundo Aché, 47 años, desde hace 28 años cubriendo fútbol. Con pasos por AM Rocha, Radio Universidad y Belgrano, hace 19 años que trabajo en FM La Redonda, la radio de deportes de la ciudad de La Plata. Tres años cubrí el día a día de Estudiantes (2002-2004) pero antes y después cubrí -y cubro- la información de Gimnasia y Esgrima La Plata, tanto para la radio como para el Blog Tripero del Diario El Día. Además, colaboré en la redacción de Decano De América, la historia de Gimnasia en su 130 aniversario. Así que desde 1992 vinculado al "Lobo", ahora el desafío es brindarles la mejor información desde este espacio llamado El Rincón del Fútbol.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*