UEL: Fenerbahce sacó una luz de ventaja ante Zenit

Los turcos se impusieron por la mínima y buscan cambiar en Europa la pobre imagen que dejan a nivel doméstico. El colombiano Wilmar Barrios hizo su debut oficial con la camiseta del conjunto ruso.

Comenzó la etapa de los 16avos de final de la Europa League y extrañamente un martes hubo acción de “la otra Champions”. En el Ulker Stadyumu de la ciudad de Estambul, Fenerbahce doblegó 1-0 a Zenit St. Petersburgo y se quedó con el primer chico.

Los otomanos necesitaban un respiro por la pésima campaña que llevan en la Superliga turca. Ubicados en el puesto 14 – a 22 puntos del líder Istanbul Basaksehir y apenas 1 unidad por encima de la zona del descenso – los dirigidos por Ersun Yanal cuentan con el bálsamo continental para al menos retomar un poco la calma.

Zenit en cambio es el puntero de la Premier de Rusia y tuvo el estreno por los puntos de Wilmar Barrios, quien llegó para reemplazar justamente a otro ex Boca Juniors – Leandro Paredes – transferido al París Saint Germain.

Un balón detenido decidió el rumbo del partido. Minuto 21 y córner ejecutado desde la derecha por parte del francés Mathieu Valbuena. Hernani no pudo despejar de cabeza y la pelota le quedó boyando a Islam Slimani, quien la mandó al fondo del arco. Tercer tanto europeo para el argelino, máximo goleador de los turcos en el certamen continental.

Por supuesto que el 1-0 fue exiguo, ya que los locales presionaron sobre el arco de Andrey Lunev y merecieron estirar un poco más la ventaja.

Sin embargo, en el mejor momento turco llegó lo inesperado: una situación ideal para el empate ruso. A los 44´, un centro desde la derecha que tenía como destinatario a Artem Dzyuba fue rechazado a medias. Sebastián Driussi lo primereó a Mehmet Topal en el rebote y éste le cometió un torpe penal. El eslovaco Robert Mak fue el encargado de la ejecución y su remate fue desviado por el arquero Harun Tekin, golpeó en el travesaño y regresó a las manos del guardavallas turco. Heroica salvada para mantener el cero.

Se gastaron la intensidad en el primer tiempo, ya que el complemento no tuvo ese ritmo vertiginoso impuesto por los turcos y escasearon las situaciones de gol.

Apenas un cabezazo alto del macedonio Eljif Elmas tras un envío de Kaldirim desde la izquierda y nada más. Lo de Zenit fue preocupante: ni una llegada franca al arco contrario y poca muestra de rebeldía para torcer el marcador adverso.

Habrá que esperar al jueves 21 para ver si los rusos demuestran por qué lideran en casa y si la crítica situación doméstica que viven los otomanos se refleja en el duelo decisivo. Hoy particularmente no se vio esa diferencia y Zenit quedó detenido en el “Expreso de Medianoche”.

Síntesis:

Fenerbahce (1): Tekin; Mauricio Isla, Skrtel, Ciftpinar y Kaldirim; Jailson, Topal, Elmas (André Ayew) y Valbuena (Neustadter); Moses (Potuk) y Slimani. DT: Ersun Yanal.

Zenit St. Petersburgo (0): Lunev; Anyukov, Ivanovic, Rakitskiy y Nabiulin (Smolnikov); Mak (Marchisio), Barrios, Kranevitter y Hernani; Driussi (Azmoun) y Dzyuba. DT: Sergei Semak.

Árbitro: Ruddy Buquet (Francia)

(Foto Principal: Diario AS)


Emiliano Schiavi

Acerca Emiliano Schiavi

ver todas las publicaciones

Soy Emiliano Schiavi y siempre me interese por el fútbol internacional. Sin cable ni internet me las arreglaba leyendo el "Guerin Sportivo" o cualquier revista extranjera que solo se conseguía en algun kiosco del Centro. También me acompañaba algun VHS sobre la historia de los mundiales y nunca me cansaba de verlos. Por eso le preste atención al fútbol de Europa, Africa, Asia y - si estaba aburrido - Oceanía. Descubrí un medio maravilloso como la radio y conocí buena gente (grandes amigos) que me acercaron al Rincón del Fútbol en FB. La radio es una pasión, pero escribir es un deleite. Y todos los dias lo hago en este espacio de FB, donde investigo y me gusta informar y entretener. Mi mayor expectativa para este nuevo proyecto es seguir aprendiendo. Porque a los 40 años también se aprende, créanme. Tengo total libertad para expresarme, leer y ser leído. Porque nadie desafina cuando uno escribe lo que se le canta. Digamos todo ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*