UCL: Liverpool derrotó a PSG en un partidazo

Los “Reds” pusieron de rodillas al campeón galo, que levantó 2 goles de desventaja pero no pudo resistir el embate final. Napoli no consiguió apagar a la Estrella Roja y Galatasaray le mostró su “pasión turca” al Lokomotiv moscovita.

Liverpool se impuso de manera agónica 3-2 a París Saint Germain en Anfield Road, en un encuentro repleto de emociones hasta el final. Cuarta caída en fila para los de Thomas Tuchel en el máximo torneo de clubes del “Viejo Continente”, lo que vuelve a poner de manifiesto que la hegemonía local no garantiza su dominio más allá de las fronteras.

A la media hora de partido los locales tuvieron su primera alegría. Bola cruzada de derecha a izquierda sin destinatario fijo, que terminó con un nuevo centro, cortesía de Andrew Robertson. Gran cabezazo de Daniel Sturridge, para dejar sin chances al portero Alpshonse Areola y decretar el 1-0 parcial.

El dominio británico era abrumador y seis minutos más tarde volvió a plasmarse en el resultado. Imprudente cruce de Juan Bernat sobre Georgrino Wijnaldum dentro del área y pena máxima. James Milner no tuvo problemas en la ejecución y 2 de ventaja para los de Jürgen Klopp.

Sin embargo, los parisinos volvieron al partido gracias a una jugada aislada, a 5 minutos del cierre de la primera etapa. Centro de Ángel Di María para Edinson Cavani y el uruguayo de Salto no pudo en su intento de darle de chilena. La pelota le quedó a Thomas Meunier y el belga no perdonó, para achicar la brecha.

Liverpool pecó de protagonista y no se serenó en el momento adecuado. Es impensado que un equipo que logra maniatar a su rival y que además conserva la posesión del balón, tenga que sufrir un gol de contraataque. Y a 8 minutos del final, se produjo un silencio sepulcral en la ciudad de Los Beatles.

Mal pase hacia el medio por parte de Mohamed Salah y Neymar se llevó la pelota a toda velocidad. En un momento la adelantó demasiado al ingresar a la 18 y Jordan Henderson se la llevó puesta, para habilitar a un Kylian Mbappé que acompañaba. Sobria definición del joven campeón del Mundo e inesperado 2-2 en la pizarra, para gritar “Help!”.

Hasta que se hizo justicia en el primer minuto adicional. Luego de un tiro de esquina para los “Reds”, se venía una contra para los galos, que fue conjurada por Xherdan Shaqiri. El petiso estuvo gigante para pensar, ya que lo vio mejor perfilado a Roberto Firmino por la derecha. El brasileño enganchó primero hacia adentro, luego para su pierna más hábil y en el momento adecuado sacó un fierrazo goleador, que significó el merecido 3-2 para los ingleses.

Por el mismo Grupo C, Napoli hizo todo para ganar pero debió conformarse con un 0-0 ante Estrella Roja, en Belgrado. La fiesta de la UEFA Champions League regresaba a la capital serbia tras 26 años, para un equipo que supo ser rey continental y del mundo en 1991.

Lorenzo Insigne tuvo la primera chance de gol, con un lejano disparo de derecha. Pero la caprichosa fue demasiado ídem y reventó el horizontal del arco custodiado por el arquero Milán Borjan. Luego avisó Arkadiusz Milik, pero el portero canadiense le ahogó el grito.

Dries Mertens continúa con el pronunciado bajón futbolístico y tampoco pudo plasmar en la red su instinto goleador. Buen anticipo tras un centro de José María Callejón y la pelota se fue apenas ancha.

La última oportunidad quedó en los pies de Callejón, con un derechazo que sacó Milán Rodic en la línea del arco, con una salvada in extremis.

Galatasaray fue demasiado para Lokomotiv Moscú y goleó 3-0 con autoridad, en el Türk Telekom Stadyumu de Estambul. Otra vez ese viejo lobo de mar llamado Fatih Terim hizo de las suyas, con un equipo que muerde en todos los sectores de la cancha y que le hace sentir el rigor de la localía a cualquiera.

El caboverdeano Garry Rodrigues inauguró el score a los 9 minutos de juego, con un preciso derechazo rasante desde afuera del área, que se coló junto al palo de la valla defendida por Guilherme.

La redoblona cayó en el momento justo para los turcos. A los 67´, un tiro libre del suizo Eren Derdiyok contó con una tardía reacción del arquero ruso y los locales elevaron la cuenta a 2.

En los minutos finales quedó tiempo para más. Los turcos se quedaron con 10 por la expulsión de Badou N´Diaye por doble amarilla, pero lejos de replegarse consiguieron un tanto más, que puede ser decisivo en el futuro.

A los 93´, una contra comandada por Emre Akbaba terminó por desnudar la noche de terror del arquero Guilherme. El nacido en Minas Gerais pero con pasaporte ruso derribó al delantero turco dentro del área y el juez italiano Gianluca Rocchi señaló el punto del penal. Selcuk Inan fue implacable en la ejecución y estampó el 3-0 definitivo.

En la misma zona, la D, Schalke 04 y Porto repartieron puntos en Gelsenkirchen, al finalizar 1-1. El subcampeón germano no pudo sostener la ventaja y resignó 2 unidades en la pelea de un grupo que – a priori – aparece como el menos atractivo de los 8 de esta fase.

Fueron los lusos quienes dispusieron de una gran ocasión para quebrar el cero. A los 13´, Naldo quiso despejar de cabeza dentro de su propia área y lo hizo con los ojos cerrados. El signo de torpeza mostró que le erró al frentazo y la pelota le dio en su mano algo separada del cuerpo. Penal dijo el árbitro Jesús Gil y Alex Telles completó el concierto de errores al ejecutar con tibieza y permitir el lucimiento del arquero Ralf Fahrmann.

Los alemanes tuvieron mejor ánimo y en el minuto 64 se adelantaron en el tanteador. Buena cesión del estadounidense Weston McKennie para el suizo Breel Embolo, quien desoyó a su apellido y se divirtió con su temple de acero: control del balón y túnel ante la salida de Iker Casillas, para el 1-0 local.

Hasta que se demostró que el hombre es el único animal que tropieza 2 veces con la misma piedra. O mejor escrito, otra vez Naldo cometió un penal innecesario al derribar a Moussa Marega dentro de la 18. Cambiaron al encargado y fue Otavinho quien sí pudo desde los 11 metros, y así empardar el marcador.

(Foto Principal: Daily Star)


Emiliano Schiavi

Acerca Emiliano Schiavi

ver todas las publicaciones

Soy Emiliano Schiavi y siempre me interese por el fútbol internacional. Sin cable ni internet me las arreglaba leyendo el "Guerin Sportivo" o cualquier revista extranjera que solo se conseguía en algun kiosco del Centro. También me acompañaba algun VHS sobre la historia de los mundiales y nunca me cansaba de verlos. Por eso le preste atención al fútbol de Europa, Africa, Asia y - si estaba aburrido - Oceanía. Descubrí un medio maravilloso como la radio y conocí buena gente (grandes amigos) que me acercaron al Rincón del Fútbol en FB. La radio es una pasión, pero escribir es un deleite. Y todos los dias lo hago en este espacio de FB, donde investigo y me gusta informar y entretener. Mi mayor expectativa para este nuevo proyecto es seguir aprendiendo. Porque a los 40 años también se aprende, créanme. Tengo total libertad para expresarme, leer y ser leído. Porque nadie desafina cuando uno escribe lo que se le canta. Digamos todo ...

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*