Sorpresa en los cuartos de final

Luego de jugarse los cuartos de final de la Liga Águila, dos de los grandes favoritos para alzarse con el título se quedaron en el camino.

Junior de Barranquilla tuvo como rival al América de Cali en la llave A de estos playoff. El elenco “Tiburón” llegó a estas semifinales luego de clasificarse primero en el todos contra todos, por lo que era el uno de los firmes candidatos al título. Pero al frente se encontró con un encopetado América de Cali, quien no solo tomó un nuevo aire tras salvar la categoría, sino que también encontró la seguridad que necesitaba la plantilla luego de que el uruguayo Jorge ‘Polilla’ Da Silva tomara las riendas como DT del equipo.

El partido de ida se disputó en la ciudad de Cali, donde América auspició de local. Junior encaró este juego con tranquilidad, presionando al dueño de casa, pero sin arriesgar mucho puesto que la serie se definió en casa. Los ‘Diablos Rojos’ por su parte, fieles al orden defensivo que caracteriza al ‘Polilla’, lograron mantener el arco en cero. En el duelo de ida no se hicieron daño, imperó el empate.

Ya en el juego de vuelta, en el Estadio Metropolitano de Barranquilla, Junior con casa llena apostó a su condición de local y a los jugadores referentes como Yimmi Chara y Teo Gutiérrez para tratar de sellar la clasificación a semifinales. Pero América con más orden que con buen juego, logró controlar la arremetida del Junior. Sobre el minuto 20’ del primer tiempo Teo Gutiérrez abrió el marcador a favor del dueño de casa, pero 7 minutos después Juan Camilo Angulo, de pelota quieta, clavó la esférica en el ángulo de la mano derecha en la portería custodiada por el guardameta Sebastián Viera.

Antes de culminar la primera parte, en el minuto 38’, Junior por intermedio de Germán Gutiérrez logró poner el 2-1 y así se fueron al descanso.

Para la etapa final la constante fue la misma, Junior administró el resultado con el dominio del balón. América contó con una última jugada de riesgo en el minuto 88’, nuevamente de pelota quieta. Cobró Carlos Lizarazo, quien colocó la esférica en el corazón del área, y apareció el defensa Eder Castañeda libre de marca, cabeceó enviando el balón al fondo de la red sentenciando así el 2-2 que los llevó a la tanda de penales.

Ya en la lotería del punto blanco, América logró vencer al Junior 4-2, silenciando a todo el Metropolitano y asegurándose su lugar nuevamente en una semifinal del fútbol colombiano y dejando sin técnico al cuadro de Barranquilla.

 

Santa Fe y Jaguares de Córdoba disputaron la llave B. El juego de ida culminó con un opaco 0-0. Compromiso donde prevaleció el juego fuerte y la fricción, pero más allá de eso sin emoción alguna para los espectadores.

El compromiso de vuelta se jugó en el Estadio El Campín, allí el panorama fue totalmente distinto, puesto que Santa Fe hizo valer su condición de local y goleó 4-1 al conjunto ‘cordobés’, quien se vio desdibujado en la capital de la República, donde jugó su peor juego de la temporada.

Las anotaciones para el dueño de casa fueron obra de Héctor Urrego, Wilson Mórelo, Juan David Valencia y Omar Pérez. El único tanto para Jaguares fue obra de Darwin López.

 

Otra de las grandes sorpresas de estos cuartos de final se vivió en la llave C, ahí se enfrentaron el actual campeón de la Liga, Atlético Nacional, contra Deportes Tolima.

El compromiso de ida se disputó en la ciudad de Ibagué, ahí en el Estadio Manuel Murillo Toro, los seguidores del cuadro ‘Pijao’, vieron cómo su equipo pegó primero en la serie derrotando 1-0 al cuadro ‘verdolaga’. La anotación fue obra de Sergio Mosquera. Juego que fue luchado en zona medular, por lo que por momentos se convirtió en un compromiso parco, pero que al final terminó a favor del local.

Ya en territorio antioqueño, en el Estadio Atanasio Girardot se jugó el compromiso de vuelta. Fue un partido discreto durante los primeros 45 minutos, Tolima administró la leve ventaja que tuvo y Nacional no propuso lo suficiente para abrir el marcador. Ya para la etapa final llegaron los goles, tan sólo corrieron los primeros 10’ minutos del segundo tiempo y ya los ‘verdolagas’ montaron en el marcador 2-0 con anotaciones de Luis Carlos Ruíz y Dayro Moreno. Y lo que pareció una nueva semifinal para Nacional se esfumó en el minuto 56’, cuando de pena máxima Marco Pérez anotó el tanto que emparejó la serie. Con el global  2-2, todo se definió desde el punto penal. Ahí Tolima dejó en el camino al flamante campeón, tras derrotarlo 3-1 en la tanda de penales.

Luego de la derrota, el conjunto antioqueño se quedó sin entrenador, ya que el cuerpo técnico en cabeza de Juan Manuel Lillo decidió dar un paso al costado.

La llave D la jugó Equidad y Millonarios. Las escuadras capitalinas no se sacaron ventaja y Equidad se conformó con un pálido 1-1.

El juego de vuelta se disputó en el Estadio El Campín. Los ‘Embajadores’ se fueron arriba temprano en el marcador con anotación de Andrés Cadavid. Con el resultado adverso, Equidad se adueñó del balón pero no logró encontrar el camino para emparejar la serie. Para los últimos 45’ minutos el local se dedicó a cuidar el resultado, le bajó ritmo e intensidad al juego. Pero Carmelo Valencia logró empatar la serie luego de un tiro de pelota quieta. Lo que pareció culminaría en tanda de penales se desvaneció en las postreras del compromiso, y Macalister Silva en un contragolpe anotó el tanto que selló la clasificación de Millonarios a la semifinal. Resultado final 3-2.

 

De esta manera las semifinales de la Liga Águila II quedaron así:

Tolima vs Santa Fe (Ida)

Estadio: Manuel Murillo Toro, Ibagué.

Fecha: 06/12/2017

Hora: 20:00

 

América vs Millonarios (Ida)

Estadio: Pascual Guerrero, Cali.

Fecha: 07/12/2017

Hora: 19:45

 

Steven Cardona

Rincón del Fútbol, Colombia

@StevenCardona31

 

 


Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*