Serie A: El sorprendente Cagliari se metió en zona europea

Los sardos pisaron fuerte en Bérgamo y se cargaron a Atalanta. Milán se hunde en su propio mar de dudas y continúa a la deriva. Sobre el final, Udinese le puso un freno a las duras caídas.

Gran momento de Cagliari, que dio cuenta de Atalanta por 2-0 en su visita al Gewiss Stadium y se acomodó en el sexto lugar de la tabla, en zona de Europa League. Los de Gian Piero Gasperini se parecieron mucho más al penoso equipo que no da pie con bola en la UEFA Champions League y se vieron sorprendidos por un efectivo conjunto sardo.

Los problemas para el local comenzaron en el minuto 32. Tiro libre en forma de centro por parte del griego Charalampos Lykogiannis y el infortunio llamó a la puerta de Mario Pasalic, ya que la pelota lo encontró desprevenido y le dio en el cuerpo, para terminar en el fondo de las mallas.

Las calamidades continuaron para la “Dea” porque Alejandro “Papu” Gómez metió un fierrazo desde la media luna del área que rebotó en el travesaño, dio en la espalda del arquero Robin Olsen y se perdió al tiro de esquina.

La copiosa lluvia hacía todo más dramático y el dueño de casa sufrió una baja inesperada. A los 39´, un forcejeo entre Josip Ilicic y Lykogiannis terminó con una patada sin pelota del croata. Infantil reacción y roja directa, como para aumentar la cuota de malas noticias.

Y a los 58´ llegó la comunicación rioplatense, que elevó la cuenta a 2 y prácticamente sentenció la historia. Pase atrás de Giovanni Simeone dentro del área y Joao Pedro la dejó pasar porque llegaba mejor perfilado Christian Oliva. Derechazo goleador del uruguayo y cosa juzgada.

Lazio profundizó la crisis de Milán y lo derrotó 2-1 en el Giuseppe Meazza, para consolidarse en el cuarto peldaño de la clasificación (empata en 21 puntos con Atalanta y Cagliari pero tiene mejor diferencia de gol).

Quien mejor que el rompe-redes del momento sería el encargado de abrir el marcador. Minuto 25 y una escalada por la derecha de Manuel Lazzari terminó con un centro medido para la cabeza de Ciro Immobile, quien batió a Gianluigi Donnarumma y señaló su diana número 13 en el campeonato.

Sin embargo, la fortuna le hizo un guiño al “Rossonero” y 3 minutos más tarde estableció la paridad. Envío de Theo Hernández desde la izquierda en dirección a Piatek pero la pelota se desvió en el pecho de Bastos, quien de forma involuntaria se mandó un desgraciado autogol.

Hasta que a 7 minutos del epílogo, las “Águilas” fueron rapaces y se quedaron con la presa del triunfo. Letal contraataque que encontró mal parado al local con 3 que defendían ante 2 que atacaban. Genial movimiento de Joaquín Correa para el desmarque y fue aún mejor el pase filtrado de Luis Alberto para habilitarlo. Gran definición del tucumano para sellar el definitivo 2-1.

Udinese se cansó de recibir goles y un día decidió hacerlos. En el Luigi Ferraris, los friulianos doblegaron 3-1 a Genoa y regresaron a la victoria luego de sendas goleadas sufridas (encajaron 11 tantos en 2 juegos).

Los de Thiago Motta impusieron condiciones y se adelantaron primero por cortesía del inoxidable Goran Pandev. Minuto 22 y una preciosa pared con el marfileño Christian Kouamé terminó con el disparo goleador del macedonio.

Pero el visitante tenía un as en la manga y un golazo de Rodrigo De Paul emparejó las acciones 10 minutos más tarde. El oriundo de Sarandí sacó un tremendo derechazo desde afuera del área y la bola viajó sin escalas rumbo al ángulo superior derecho de la valla custodiada por el rumano Radu.

Y cuando jugaba mejor el “Grifone” – Juan Musso le ahogó 2 veces el grito de gol a Kouamé – Udinese corrigió el rumbo sobre el final. A los 87´, un disparo a lo que salga de Rodrigo Becao desde lejos no pudo ser controlado dentro del área por Kevin Lasagna. La pelota le quedó a Stefano Okaka-Chuka, quien la aguantó y se la cedió a Ken Sema. Zurdazo cruzado del sueco y ahora arriba el visitante.

La rúbrica del resultado llegó en el cuarto minuto adicional. El polaco Teodorczyk le bajó de cabeza un balón a Lasagna y el francés hizo todo bien: sombrero para anticiparse a Antonio Barreca y temple de acero para ajusticiar a Radu con la pierna izquierda.

Fiorentina y Parma no se sacaron ventajas y terminaron 1-1 en el Artemio Franchi. La “squadra viola” suma 2 sin derrotas mientras que los “Cruzados” pasaron de ser la sensación a sufrir una inesperada caída en casa ante Verona.

El implacable Gervinho desbloqueó el marcador para la visita en el minuto 40. Lindo pase del eslovaco Juraj Kucka para el marfileño en la izquierda, que al pisar la tierra prometida la picó de manera sutil ante el achique del portero Dragowski.

Los de Vincenzo Montella levantaron vuelo con la aparición goleadora de una de sus jóvenes promesas. Centro desde la izquierda de Dalbert Henrique y soberbio cabezazo del volante de 22 años, para empardar el score.

Hellas Verona se alejó de los problemas con un vital triunfo 2-1 sobre Brescia, en el Marc Antonio Bentegodi. Segundo éxito consecutivo para los de Iván Juric, que se ubican en el noveno escalón de la clasificación.

Dejó una mejor impresión el conjunto de Liguria durante los 45 iniciales pero fue el anfitrión quien golpeó primero, a los 50´. Córner desde la izquierda de Miguel Veloso y testarazo de Eddy Salcedo para adelantar a los helenos.

Todo marchaba por los carriles normales hasta que sucedió lo inexplicable. Mario Balotelli fue a disputar una pelota en la punta izquierda y se cansó de los insultos y cánticos racistas. “Super Mario” tomó el balón y lo pateó a la tribuna como para demostrar su impotencia por la horrenda situación que (una vez más) le tocó atravesar. Hinchas con menos de 2 dedos de frente que parecieran vivir en el siglo XV y la necesidad de patear al racismo bien lejos. Encima el “capo” de la barra brava del Verona – la verdad que no se entiende para qué le dan entidad – la quiso arreglar diciendo que “Balotelli no es completamente italiano, es un payaso” y agregó que “¿hay algún problema con decir la palabra ´negro´?”. El mundo podría ser un lugar mejor sin esta clase de “hinchunes”, no tengan dudas de eso.

Así no se puede y no es la primera vez que en la presente temporada el racismo sigue jugando para el eje del mal (Foto: Unilad)

De regreso al planeta fútbol, Verona estiró la ventaja a los 81´, con una buena jugada personal de Mattia Zacagni en la izquierda y un zurdazo goleador de Matteo Pessina. Algo de justicia divina recayó en la ciudad de los amantes que imaginó William Shakespeare, porque a 5 minutos de epílogo tenía que ser Mario Balotelli quien gritase el gol para su equipo. Pase de Rómula hacia la posición de “Super Mario” y un hermoso derechazo a colocar que se metió donde anidan las arañas. Un verdadero golazo que merecía ser gritado … como para levantar la voz contra los violentos.

Entretenido espectáculo brindaron Lecce y Sassuolo en el Vía del Mare, que terminó con un vibrante empate 2-2. Los de Apulia no supieron sostenerlo y el reparto de puntos los dejó fuera del descenso pero solamente 2 unidades por encima de la zona candente.

Gianluca Lapadula se las arregló solito para levantar a la afición, a los 11 minutos de partido. Largo pelotazo frontal de Luca Rossettini y el ítalo-peruano controló de manera magistral, para desairar a su marcador Filippo Romagna y ajusticiar al guardavallas Andrea Consigli.

El “ex Verdinegro” (hace 2 partidos que usa una vestimenta parecida a la del Celtic escocés) niveló el resultado a los 35´, con un pase en profundidad de Manuel Locatelli para que el alemán Jeremy Toljan dejase todo como al principio.

Pero antes de terminar la primera etapa, los sureños recuperaron la diferencia. Minuto 42 y fenomenal tiro libre de Filippo Falco desde la media luna del área y nada que hacer para un resignado Consigli.

Era todo risas hasta que un descuido defensivo local se pagó con la igualdad de Sassuolo. El reloj marcaba 85´ y la última línea marcó mal en el retroceso. Gregoire Defrel se internó en el área en un hueco que dejó la defensa y definió ante el achique de Gabriel. Tapada a medias del brasileño y falta de reacción de sus compañeros, porque el rebote le cayó a Domenico Berardi quien no perdonó y redondeó el 2-2.

Sampdoria salió del pozo y consiguió el oxígeno que necesitaba. En el Paolo Mazza de Ferrara, los genoveses dieron cuenta de SPAL por 1-0 y cortaron una sequía de 6 encuentros sin triunfos. De yapa, sumergieron al equipo que dirige Leonardo Semplici en el fondo del océano.

El grito contenido de la “Samp” llegó en el minuto 91. Patriada de Fabio Depaoli en la derecha para llevarse la redonda y colocar un centro sobre el área local. Leve cabezazo del uruguayo Gastón Ramírez y corrección – también de cabeza – por parte de Gianluca Caprari, para sorprender al arquero Etrat Berisha y señalar el postrero tanto para la ansiada victoria.

(Foto Principal: News1 English)


Emiliano Schiavi

Acerca Emiliano Schiavi

ver todas las publicaciones

Soy Emiliano Schiavi y siempre me interese por el fútbol internacional. Sin cable ni internet me las arreglaba leyendo el "Guerin Sportivo" o cualquier revista extranjera que solo se conseguía en algun kiosco del Centro. También me acompañaba algun VHS sobre la historia de los mundiales y nunca me cansaba de verlos. Por eso le preste atención al fútbol de Europa, Africa, Asia y - si estaba aburrido - Oceanía. Descubrí un medio maravilloso como la radio y conocí buena gente (grandes amigos) que me acercaron al Rincón del Fútbol en FB. La radio es una pasión, pero escribir es un deleite. Y todos los dias lo hago en este espacio de FB, donde investigo y me gusta informar y entretener. Mi mayor expectativa para este nuevo proyecto es seguir aprendiendo. Porque a los 40 años también se aprende, créanme. Tengo total libertad para expresarme, leer y ser leído. Porque nadie desafina cuando uno escribe lo que se le canta. Digamos todo ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*