#Ídolos: River y su Angel

En Rincón Del Futbol vamos a realizar un repaso por los máximos ídolos de cada club y hoy te traemos a la gloria Riverplatense: Ángel Labruna.

En un club con la rica historia que ostenta River Plate es injusto elegir un ídolo máximo, ya que por sus 119 años pasaron innumerable cantidad de jugadores que bien podrían tener el mote de ídolo. Pero hay uno que sobresale al resto, uno que esta un escalón arriba de incluso de aquellos que tuvieron en sus manos la Copa Libertadores o la Intercontinental. Ese es Ángel Amadeo Labruna.

Ante Boca tuvo actuaciones memorables. (Foto: El Tribuno)

Para ver donde se comenzó a gestar el ídolo debemos remontarnos a 1926, año en el que su padre lo asoció al Club Atlético River Plate, donde el pequeño Ángel tenía a su ídolo, Bernabé Ferreyra, de quien llegó a conseguir un autógrafo que exhibía en la vidriera de la relojería de Don Angelo en el barrio de Palermo. A los 10 años comenzó a practicar Gimnasia en el club y luego fue invitado por Vespucio Liberti a sumarse a las filas del futbol, a lo cual Labruna accedió al tiempo que se desempeñaba en el básquet.

A los 16 años tuvo que decidir entre el futbol o el básquet, dejando a un lado la pelota naranja y posteriormente firmando su primer contrato, el cual decía que cobraría 25 pesos por partido. Es tal la unión entre River y Labruna que su primer partido lo disputó un 25 de mayo, día de la fundación del club. Ese dia de 1937 convirtió tres de los ocho goles que el Millonario le convirtió a Jorge Newbery en un amistoso disputado en Rufino. En 1939 volvió a jugar de manera oficial ya que el equipo principal había comenzado una huelga, algo muy común en aquel entonces y desde ahí comenzó a alternar en el primer equipo hasta convertirse en un titular indiscutido.

La Maquina, un equipo que marcó epoca. (Foto: Vavel)

Labruna fue uno de los cinco integrantes de la famosa ¨Maquina¨, una delantera conformada por Juan Carlos Muñoz, José Manuel Moreno, Adolfo Pedernera, Ángel Labruna y Félix Loustau. A pesar de haber jugado tan solo 20 partidos juntos, marcaron una época en el futbol argentino, garantizando el buen juego y la eficacia goleadora. Además, el Feo, tenía algo que lo divinizaba aun más: sus actuaciones ante Boca Juniors, clásico rival. Ante el Xeneize le fue más que bien, ya que le marcó 16 goles y es el jugador con más anotaciones en Superclásicos, record que aun hoy en día nadie pudo arrebatarle. Otra particularidad es que de todos los partidos en el que Angelito marcó, tanto oficial como amistosos, River solo perdió uno.

Se celebra el dia del hincha de River en honor a Angelito. (Foto: Prensa River)

Era tal la idolatría de Labruna con River, que el Millonario decidió festejarle el aniversario de Plata aun estando en actividad, algo inédito en el futbol criollo. Fue en 1957, cumpliéndose 25 años desde que había ingresado a las inferiores y el Monumental fue testigo de un encuentro amistoso ante Peñarol en el que nuevamente se juntaron los cinco integrantes de La Maquina. Pero no todo fue color de rosa, como en las grandes novelas de amor tuvo que haber un poco de dolor y eso sucedió cuando en 1959 le llegó el telegrama que decía ¨Queda en libertad de acción, colacionese¨, en otras palabras, estaban echándolo del club de Nuñez. Primero se fue a jugar a Rampla Juniors de Uruguay y luego a Rangers de Chile, para volver y cerrar su carrera en Platense.

Con el paso de los años Angelito admitió que el no se había ido de River, que lo habían echado y que fue tal el dolor que le produjo que hasta pensó en el suicidio. Una vez colgado los botines con los que marcó 293 goles, posicionándose en el primer lugar de los máximos goleadores del futbol argentino junto a Arsenio Erico, Labruna fue invitado por River a sumarse al cuerpo técnico de Néstor Rossi, en el cual su función era la de observar al rival inmediato y armar un análisis, pero el trabajo no fue del agrado del Feo y luego de un tiempo decidió marcharse. Su primera experiencia fue como técnico de Defensores de Belgrano, equipo que estaba en el ascenso, el cual se encontraba en el último lugar de la tabla y finalizó en la quinta posición. Al año siguiente Defensores de Belgrano salió campeón del torneo de la B de 1967, al mismo tiempo que dirigía a Platense. En 1968 llegó como técnico principal al Millonario, pero los resultados no fueron favorables por lo que una vez mas sus caminos se separaron.

En 1971 fue presentado como técnico del Club Atletico Rosario Central, donde consiguió su primer titulo como entrenador derrotando en la semifinal al clásico rival, Newell´s y en la final a San Lorenzo para obtener el Campeonato Nacional de 1971. Los rosarinos no fueron el único club que dirigió ya que luego lo hizo en Lanus, Chacarita,Talleres de Cordoba y Racing, aunque en ninguno pudo ser campeón nuevamente. Fue en 1975 cuando se produjo el reecuentro, ese llamado que siempre esperaba finalmente se dio, River lo solicitaba nuevamente para ser entrenador y cortar una racha de 18 años sin ser campeón.

El Feo se encontraba dirigiendo a los cordobeses y tras algunas negociaciones arregló su salida de la T y se convirtió nuevamente en entrenador del Millonario. Exigente en su arribo a la institución, solicito refuerzos de jerarquía para conseguir logros importantes y vaya que lo hizo, corto la racha de 18 años sin ser campeón y se dio el gusto de ganar el Torneo Metropolitano y Nacional de ese año, a los que luego le sumó el Metropolitano 1977, Metropolitano 1979, Nacional 1979 y el Metropolitano 1980. El arribo de otra gloria como Alfredo Di Stefano a la dirección técnica le hizo rechazar el cargo de manager y salir en búsqueda de nuevos desafíos. Recaló nuevamente en Talleres y luego de una buena campaña paso a dirigir Argentinos Juniors.

Fue el DT que cortó la sequia de los 18 años sin titulos. (Foto: Futbolpasio.net)

En el Bicho de La Paternal realizó un muy buen torneo, pero el 19 de septiembre de 1983 falleció a causa de un paro cardiaco, previamente había sido operado de vesicula. Angelito partió de este mundo dejando en River 9 titulos como goleador y otros 6 como técnico, además del logrado con Central. Pero no solo dejo los títulos, dejo la identificación de lo que le gusta al hincha de River: el buen futbol, los jugadores de buen pie, pensar siempre en el arco contrario y querer ganarle siempre al clásico rival.

Es por eso y mas que hoy en día es uno de los máximos ídolos de la institución, al punto de tener una estatua gigante en la puerta del Antonio Vespucio Liberti. Angelito es sinónimo de River y River es sinónimo de Angelito.

Foto Principal: Pasion Libertadores


Axel Carrizo

Acerca Axel Carrizo

ver todas las publicaciones

Mi Nombre, Axel Carrizo, apellido de arquero y de 5 rústico.Llegue al Rincón, de casualidad, de paracaídas, y al tiempito empecé a comentar, a debatir,teniendo grandes debates con el archi enemigo más poderoso,sin desmerecer a ninguno de mis compañeros.De a poco me fueron haciendo un lugar,entrando en confianza,hasta qe nos integramos,y pude conocer mejor a la gente que forma parte de esta enfermedad. Soy de los que piensan qe es mejor el disfrutar el como llegar, y si no se llega, haber disfrutado el camino.La bocha siempre al diez y no hay mejor número para la quiniela que el 4-3- 1-2 Nacional y Provincia. Amante del buen juego,soy padre de 3 soles que me alegran la vida, además de vigilador de profesión. Siempre se puede debatir,siempre es lindo generar un debate, exponer una opinión, y ese va a ser mi lugar en este espacio,va a ser Mi Rincón De La Opinión. Vendría a ser como el Latorre de este lugar,pero sacame el country y pone el conurbano como paisaje.Está es mi presentación, La de un pibe de 25 años,familiero,enfermito de la pelota,que hoy,esta cumpliendo una meta, y es la de llegar a quien me lee.Apellido de arquero,alma de goleador,la vida siempre es una contradicción. Abrazo De Campeón

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*