Japón logró la clasificación por la ayuda de Colombia

Los nipones cayeron ante una Polonia ya sin chances y se salvaron de la eliminación gracias al Fair Play. Empatados en todo con Senegal, la menor cantidad de tarjetas amarillas benefició a los asiáticos, que estarán en octavos por tercera vez en su historia.

Polonia derrotó 1-0 a Japón en el Volgogrado Arena y le puso demasiado suspenso a la definición del Grupo H de la Copa del Mundo de Rusia 2018. Los europeos jugaban por nada y casi arman un verdadero lío con una tardía reacción: es que por tercera vez consecutiva (2002 y 2006 las anteriores), los polacos llegan a la tercera fecha de la fase de grupos sin chances de acceder a los octavos de final.

Casi el sale caro a Akira Nishino la jugada de meter 6 cambios con respecto a su XI ideal. El empate beneficiaba a su equipo sin importar lo que sucediera entre Colombia y Senegal, pero lo básico es ordenar primero la casa y luego mirar qué es lo que hace el vecino.

No estuvieron Takashi Inui, Shinj Kagawa ni Yuya Osako desde el arranque. Tampoco Keisuke Honda, un emblema nipón ya que es el primer jugador de los “Samurais Azules” que convierte goles en 3 mundiales diferentes.

En la vereda de enfrente, Adam Nawalka jugó con 3 en el fondo pero en ningún momento logró que su Selección jugase para Lewandowski. Para rever por parte de la FIFA esto de los cabezas de serie que juegan un par de amistosos ante equipos ignotos y se ganan el derecho de integrar un grupo verdaderamente muy flojo.

La primera ocasión de peligro fue generada por los asiáticos, en 11 minutos de juego. Centro desde la izquierda por parte de Yuto Nagatomo y anticipo ofensivo de cabeza de Shinji Okazaki. El delantero del Leicester City le ganó en el forcejeo a su marcador Jan Bednarek, pero la pelota salió desviada sobre el primer palo.

Los japoneses decidieron probarlo a Lukasz Fabianski, a ver si estaba frío en su debut mundialista. Primero Yoshinori Muto y luego Gotoku Sakai, ambos con remates desde afuera del área que fueron bien conjurados por el portero del West Ham United.

Polonia inquietó con el juego aéreo y allí salió del asedio japonés. A la media hora de partido, un envío de Bartosz Bereszynski desde la derecha fue cabeceado por Kamil Grosicki. Eiji Kawashima se mandó una atajada colosal, muy parecida a la de Guillermo “Memo” Ochoa en el Mundial pasado ante Brasil. De milagro los polacos no se pusieron en ventaja.

https://www.youtube.com/watch?v=oe1AEnBkG2s

Japón tenía un cero que sumaba y que ayudaba al control del partido. Pero a veces la tónica cambia de la noche a la mañana y un pequeño detalle puede desencadenar grandes problemas.

A los 59´, un tiro libre en forma de centro ejecutado por Rafal Kurzawa encontró a un Bednarek que se escapó de la marca de los defensores rivales. El zaguero del Southampton inglés abrió su pie y ajustició a Kawashima, para el 1-0 parcial.

Bednarek celebra su bautismo de gol con el seleccionado polaco ( Foto: Bartlomiej Zborowski / EFE)

Los “Samurais Azules” comenzaron a angustiarse porque los planes se iban por la borda. A partir de ese momento quedarían eliminados si no conseguían el empate. A la cancha Inui para enmendar el error de especular con la teoría. Honda siguió en el banco y el reloj pasó de aliado a enemigo.

Maya Yoshida conectó de cabeza un córner de Gaku Shibasaki, pero la redonda se fue apenas ancha. Polonia respondió con un tal Robert Lewandowski, quien se anticipó tras un pase rasante de Grosicki. No fue el Mundial de Roberto (tampoco de su selección, digamos todo), ya que la pelota salió por encima del horizontal.

De repente, el grito de guerra en las tribunas. Llegaban buenas noticias desde Samara porque Colombia le ganaba por la mínima a Senegal. Los celulares y calculadoras cobraron protagonismo y la definición fue para el infarto.

Los “Cafeteros” se quedaban con el grupo y tanto japoneses como senegaleses estaban igualados en todo: puntos, diferencia de goles y tantos a favor. El nuevo criterio de desempate evita lanzar una moneda al aire, por lo que el equipo que sume menor cantidad de tarjetas amarillas y/o rojas, tiene ventaja en caso de paridad absoluta con un rival.

Así fue como el denominado Fair Play era la llave para abrir la puerta de octavos para Japón. Claro que la definición de la frase en inglés no se condijo con la actitud de los asiáticos: al ver que otro les resolvía el problema (en este caso, fue cortesía de Colombia), renunciaron a atacar … ¡pese a estar perdiendo!.

El público reaccionó con silbidos por los minutos finales de un encuentro que se terminó con el gol en la otra cancha. Francia y Dinamarca hicieron algo parecido, pero iban 0-0. Aquí se juzgó la actitud de un equipo que perdía y que no tenía intención de evitar la derrota. Y nadie tiene la seguridad de nada, porque un eventual empate de Senegal dejaba a los japoneses sin Mundial.

Fue con ayuda externa, con poco de voluntad propia y con demasiada especulación. Japón se metió en la próxima instancia pero quedó en deuda aunque sea maquiavélico pensar que “el fin justifica los medios”. Los nipones dentro de la cancha suelen parecerse más a los hinchas que recogen la basura al finalizar el encuentro (estoy seguro que vieron ese video viral). Al equipo de Nishino lo salvó el Fair Play… pero hubiese sido más digno si lo hacían por el juego limpio.

Todo Japón con radio en mano para esperar la confirmación de la derrota de Senegal (Foto: The Guardian)

Síntesis:

Polonia (1): 22-Fabianski; 5-Bednarek, 15-Glik y 18-Berezynski; 3-Jedrzejczyk, 10-Krychowiak, 6-Goralski y 21-Kurzawa (17-Peszko); 11-Grosicki, 9-Lewandowski y 19-Zielinski (14-Teodorczyk). DT: Adam Nawalka.

Japón (0): 1-Kawashima; 19-Hiroki Sakai, 22-Yoshida, 20-Makino y 5-Nagatomo; 16-Yamaguchi y 7-Shibasaki; 21-Gotoku Sakai, 9-Okazaki (15-Osano) y Usami (14-Inui); 13-Muto (17-Hasebe). DT: Akira Nishino.

Árbitro: Janny Zikazwe (ZIM)

(Foto Principal: Sky Sports)


Emiliano Schiavi

Acerca Emiliano Schiavi

ver todas las publicaciones

Soy Emiliano Schiavi y siempre me interese por el fútbol internacional. Sin cable ni internet me las arreglaba leyendo el "Guerin Sportivo" o cualquier revista extranjera que solo se conseguía en algun kiosco del Centro. También me acompañaba algun VHS sobre la historia de los mundiales y nunca me cansaba de verlos. Por eso le preste atención al fútbol de Europa, Africa, Asia y - si estaba aburrido - Oceanía. Descubrí un medio maravilloso como la radio y conocí buena gente (grandes amigos) que me acercaron al Rincón del Fútbol en FB. La radio es una pasión, pero escribir es un deleite. Y todos los dias lo hago en este espacio de FB, donde investigo y me gusta informar y entretener. Mi mayor expectativa para este nuevo proyecto es seguir aprendiendo. Porque a los 40 años también se aprende, créanme. Tengo total libertad para expresarme, leer y ser leído. Porque nadie desafina cuando uno escribe lo que se le canta. Digamos todo ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*