Real Madrid lo dio vuelta y terminó goleando

Hoy continuó la segunda jornada en La Liga. Se jugaron tres partidos: Espanyol recibió a Valencia y le ganó por 2 a 0, Girona esperó en casa al Real Madrid, que venció por 4 a 1 y, por último, Sevilla – Villarreal no se sacaron ventajas.

En Montilivi, el Girona recibió al siempre temible Real Madrid y si bien los catalanes arrancaron a toda máquina, los Merengues les pasaron por arriba.

El score fue inaugurado inesperadamente por los locales, a los 16′ de juego. Borja, de forma habilidosa, llegó al área, enganchó y de derecha metió un golazo en el que Navas no pudo actuar.

Recién en el minuto 39′ despertó el Real Madrid. Una falta sobre Sergio Ramos hizo que el juez cobrara la pena máxima y el mismísimo Ramos fue el encargado de cambiarlo por gol, al patearlo arriba y al medio.

Ya en el complemento y con el marcador empatado, los de la Casablanca no perdonaron al Girona y el segundo gol también llegó de penal. Esta vez el que lo pateó fue Benzema a los 52′.

Tan sólo siete minutos más tarde y tras una asistencia de Isco, fue Bale el que anotó el tercero, de zurda y tras ganarle un mano a mano al arquero, Bono.

Para terminar, fue nuevamente Benzema el que marcó el cuarto y último tanto del encuentro, a los 80′ y tras una media vuelta en el área pudo perfilarse para rematar y vencer al guardameta albirrojo.

Fue 4 a 1 en Montilivi y el Real Madrid suma puntaje perfecto, con dos victorias en dos jornadas.

 

Hoy también, en el Ramón Sánchez Pizjuán, se enfrentaron el Sevilla y el Villarreal y empataron 0 a 0.

Las chances de gol estuvieron presentes pero ninguno de los dos logró materializar las intenciones de convertir.

Por el lado del Sevilla, con Sarabia y Ben Yedder. Por parte del Submarino Amarillo, con Fornals, Toko Ekambi y Bacca. Y para destacar el trabajo del arquero Vaclík, que fue el mayor protagonista del cotejo.

 

Además, temprano jugaron el Espanyol vs Valencia en el RCDE Stadium, partido en el que el arquero ché (Neto) se lució pero no alcanzó para impedir que la pelota atravesara los tres palos dos veces, ya que los periquitos ganaron por 2 a 0.

El primero de los catalanes estuvo a cargo de Esteban Granero a los 62′. Ejecutó un tiro libre perfecto, de derecha, por arriba de la barrera, que sorprendió a todos.

El segundo llegó tan sólo seis minutos más tarde. Es que Neto tuvo un mano a mano con Baptistao que terminó dando rebote, el que aprovechó fue Borja Iglesias, que le pegó -también- de derecha y puso cifras definitivas al partido.

 

Para cerrar la jornada, mañana en el Ciutat de Valencia el Levante recibirá al Celta y, también, en San Mamés jugarán el Athletic de Bilbao y el recién ascendido Huesca.

Imagen destacada: @LaLiga


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*