Empató el Aleti y cayó el Valencia

Rodó la pelota en España para dar comienzo a la vigésima jornada de La Liga. El partido destacado fue el del empate entre el Atlético Madrid y el Girona. Además, hubo cuatro cotejos más, los cuales no tuvieron demasiadas sorpresas.

La jornada 20 de La Liga española comenzó ayer, viernes, con el partido entre Getafe y Athletic de Bibao en el Coliseum Alfonso Pérez, donde repartieron puntos ya que empataron 2-2, en un encuentro muy dinámico y cambiante. Los leones fueron los primeros en tomar ritmo y en avisar que no se irían del Coliseum con las manos vacías. Ya a los 13’ el equipo rojiblanco abrió el marcador en los pies de Iñaki Williams, quien le pegó con la diestra y de primera, dejando en el camino al arquero local y clavándole la pelota a su costado derecho. Siete minutos después, a los 20, tras una falta en el área chica al capitán azulón Molina, el árbitro cobró penal y fue el mismísimo Molina el que lo cambió por gol, rompiéndole la red al arquero del Athletic, que nada pudo hacer. Así terminó el primer tiempo, 1-1 y a los vestuarios.

En la segunda mitad, el Getafe siguió tomando fuerzas, pero tras un tiro libre del visitante a los 47’ y un agarrón de Molineros a Laporte, el juez volvió a cobrar penal y Raúl García fue el encargado de convertirlo pateando con convicción al medio. Ganaba el Athletic 2-1.

Dos minutos más tarde, Herrerín le cometió una falta a Jorge Molina y otra vez sancionó penal. El arquero lo atajó, saldando la deuda que acababa de adquirir; tuvo excelentes reflejos y con la mano derecha la mandó por arriba del travesaño. Getafe se perdía el empate.

A los 73’ tras un centro y un cabezazo que hizo que la pelota le quedara servida a Ángel Rodríguez, con la pierna derecha anotó el segundo gol para los azulones. 2-2.

El resto del encuentro se mantuvo con el mismo dinamismo, aunque con dominancia del local, quien estaba más cerca del tercero que su rival. Terminó así, 2-2 y repartieron puntos.

Amath Ndiaye lucha por la pelota. (Foto: Mundo Deportivo)

 

El siguiente encuentro tuvo lugar en tierras catalanas, donde el Espanyol recibió al Sevilla; ambos venían dulces por haber ganado el miércoles pasado sus respectivos cruces de la ida de cuartos de final de Copa del Rey.

A los 12’, el local tuvo la primera en los pies de Gerard Moreno Balagueró, quien tras un pase sólo debía empujar el balón pero le fallaron los cálculos. Tres minutos después, Franco Vázquez tras una jugada colectiva, abrió el score para el Sevilla.

Banega, Sarabia y Vázquez triangulaban cada vez mejor para el equipo visitante y entre ellos armaron varias jugadas más, que de casualidad no terminaron en goles.

A los 34’, tras una corrida desde mitad de cancha, Sarabia ya en el área dejó en el camino a tres jugadores del equipo catalán y con un remate cruzado y con la derecha, metió el segundo para el Sevilla. Así, 2-0 se fueron al descanso pero faltaba más.

Durante el segundo tiempo no sucedió demasiado, todo lo que ocurrió fue del Sevilla. A los 89’ Sarabia volvió a tener la pelota en sus pies para pasársela a Luis Muriel, quien muy habilidosamente supo cambiar de ritmo, entró al área grande y se la clavó al arquero en su palo más cercano, el derecho, poniendo cifras definitivas al partido. 3-0 y festejan los blanquirrojos.

Sarabia, festejando su gol. (Foto: @pablosarabia92)

 

El partido más destacado del día fue el de Atlético de Madrid y Girona, en el cual empataron 1-1. Los del Cholo venían de perder el miércoles por Copa del Rey contra el Sevilla, y el Girona venía de golear 6-0 a Las Palmas.

En el Wanda Metropolitano se encontraron y también repartieron puntos. Simeone paró a su equipo con un 4-4-2, mientras que Machín lo hizo con un 5-4-1.

A los 2’ después de un tiro libre, ya Griezmann avisaba, con una volea, que hoy tenía hambre de gol.

Promediando el primer tiempo, a los 20 y 24’, Ángel Correa tuvo dos buenas acciones dirigidas al arco rival, fueron bastante claras pero no pudo convertir. Griezmann, por su parte, no se quedaba quieto y llegaba por todos los huecos que la defensa rival dejaba. Minutos más tarde, a los 33’, después de un buen recupero de balón de Griezmann (siempre Griezmann que, más tarde, sería reemplazado por Koke, a los 71’) que terminó en Thomas y éste se la pasó a la cabeza de Diego Costa, la esférica volvió al francés, quien con su gran categoría le pegó de primera y anotó, de zurda, el primer tanto del partido y su sexto gol de la temporada en La Liga. Ganaba el Aleti por 1-0.

Sobre el final de la primera mitad, el Girona tuvo una gran oportunidad de gol en los pies de Portu, pero sólo sirvió para que Oblak, el arquero colchonero, pudiera lucirse. Fin del PT y el cotejo seguía 1-0, con un cómodo dominio del equipo local.

Empezaron los segundos 45 minutos y el Girona llegaba sin contundencia al arco rival, mientras que el Atlético Madrid había bajado un poco la intensidad.

A los 61’ y tras un despeje, Saúl la recuperó en su campo y se la cedió a Carrasco, quien perdió un increíble mano a mano con el arquero del equipo catalán. El Aleti seguía ganando pero no podía liquidar el partido. Diez minutos más tarde, Simeone decidió sacar a Griezmann e hizo entrar a Koke, la única causa que puede pensarse en relación a este cambio es que se viene el partido de vuelta por los cuartos de final de Copa del Rey y el técnico prefirió preservarlo, otra no hay, ya que el francés venía luciéndose, además de haber marcado el gol del local.

Pagó caro el cambio el equipo del Cholo, ya que un minuto después de realizado, al Girona le llegó su momento y Portu, su 9, inteligentemente le ganó la espalda a la defensa colchonera y luego de un cabezazo de Bernardo Espinosa, pudo rematar (Portu), cruzado y de zurda, para empardar el encuentro.

Fin del partido y las cosas terminaron 1-1, una semana para el olvido para el Atlético Madrid, quien la semana entrante deberá jugar el partido de vuelta por los cuartos de final de la Copa del Rey.

 

El cuarto partido de la fecha 20 estuvo a cargo de Villarreal y el Levante. El Submarino Amarillo venía de ganarle al Real Madrid en el Bernabéu, mientras que el Levante había perdido con el Celta de Vigo.

No dejó demasiado este encuentro. Recién a los 24’ pudo advertirse la primera llegada; una falta del arquero Oier (Levante) a Castillejo hizo que el árbitro cobrara penal para el Villarreal, así que a los 26’ fue cambiado por gol por Manu Trigueros, quien pateó fuerte y al medio y fue ovacionadísimo por su público mientras en el estadio empezó a sonar la clásica Highway to Hell.

Recién a los 50’ -ya en el segundo tiempo- Cheryshev aumentó la ventaja que tenía el Villarreal sobre el equipo valenciano. Tras un pase de Enes Ünal, el ruso pudo anotar el segundo gol, dejando a Asensio sin nada que hacer. En tanto, Cheryshev no pudo festejar demasiado debido a que, al terminar la jugada, se golpeó el muslo izquierdo con el palo derecho del arquero y tuvieron que asistirlo. Claro que igual el gol fue festejado en el estadio y volvió a sonar AC/DC, para no perder la costumbre.

Recién al minuto 94’, ya finalizando el cotejo, el Levante descontó gracias a un penal ejecutado por Roger Martí. Todo comenzó luego de un pase de Coke a Boateng, a quien Bonera le cometió falta y el juez del encuentro cobró penal. Martí se encargó de achicar la diferencia para su equipo, aunque de nada le sirvió a los valencianos, que ya habían tomado la autopista al infierno y perdieron, finalmente, 2-1.

Manu Trigueros, autor del primer gol, disputándose el balón junto a Jason. (Foto: Mundo Deportivo)

Para cerrar la jornada intensa de este sábado, Las Palmas se enfrentó al Valencia. Éste último venía de ganar su partido el pasado miércoles por Copa del Rey, mientras que Las Palmas venía golpeadísimo luego de una gran derrota de 6-0 frente al Girona.

Los amarillos no se achicaron ante el Valencia, así quedó demostrado en el resultado, el cual terminó 2-1 en favor del equipo de los Canarios.

Todo parecía que iba a ser diferente, ya que a los 5′ de comenzado el encuentro, tras un córner, Santi Mina de un cabezazo inauguró el scoredejando a Chichizola -el ex River que ahora milita en Las Palmas- sin nada que hacer. Santi Mina seguía insistiendo y a los 16′ tuvo otra oportunidad de gol, aunque esta vez con menos suerte que la anterior ya que no pudo convertir porque el balón pegó en el palo.

Tres minutos después, Jonathan Viera empató el partido, convirtiendo su cuarto gol en La Liga, y nada menos que a su ex equipo. La jugada comenzó con un centro, siguió con un cabezazo y, de primera y con la derecha, metió la pelota bajo los tres palos, a pesar del intento de Neto por evitarlo. 1-1 y el partido era dinámico, jugado de igual a igual, de ida y vuelta. Así termino la primera mitad.

Para el segundo tiempo, el juez cobró un penal a los 51′ luego de que Gabriel Paulista tocara el balón con el codo. Tarjeta amarilla y protesta. Entonces segunda amarilla seguida de una tarjeta roja. El Valencia quedaba con diez jugadores en la cancha y empezaba a desesperarse. El penal se pateó finalmente a los 53′ y el encargado fue el argentino Jonathan Calleri, quien tuvo un excelente desempeño en el cotejo, además de patear el penal al palo izquierdo de Neto de manera impecable y con una tranquilidad envidiable. Calleri cambió el penal por gol y puso cifras definitivas al partido. 2 a 1 a favor de Las Palmas.

Hay que decir que Neto, a pesar del resultado en contra, supo responder muy bien y si no hubo más goles fue gracias a él.

Para cerrar, a los 86′ el Valencia se quedó con otro jugador menos, esta vez por doble amarilla Rubén Vezo fue expulsado del partido.

El equipo ché espera poder levantarse de esta durísima e impensada derrota, de cara a la Copa del Rey que deberá jugar la semana que viene.

las palmas - valencia
Jonathan Calleri festeja su gol, el que le dio el triunfo a su equipo. (Foto: El País)

Así cerró la fecha, con un Atlético de Madrid que tuvo una semana durísima, un Sevilla afilado, equipos que jugaron de igual a igual y otros en los que se siente el peso de estar en más de una competencia a la vez.

Mañana se jugarán cuatro partidos más y el lunes se cerrará la jornada 20, que tiene como único líder al Barcelona con 51 puntos y con un partido menos.

Imagen destacada: Ángel González para www.atleticodemadrid.com

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*