#GranDT: La gloria y revolución de Vélez en manos de Carlos Bianchi

En un nuevo informe especial sobre grandes técnicos del fútbol argentino da de que hablar y resaltar el trabajo de Carlos Bianchi como director técnico de Vélez Sarsfield. Marcando una huella enorme en el club de Liniers.

Carlos Bianchi nació el 26 de abril de 1949 en Buenos Aires, Argentina. Carlos, en su etapa como adolescente trabajaba junto a su padre en un puesto de diarios en el que ayudaba.

En 1967, logró con apenas 18 años debutar en la Primera de Vélez Sarsfield ante Boca Juniors, partido que terminó 1-1. El Fortin en aquel entonces era dirigido por Victorio Luis Spinetto, hoy en día, un referente en la institución velezana.

Carlos Bianchi con la indumentaria de Vélez.

Como futbolista, Bianchi alcanzó en convertirse en el máximo goleador en la historia de Vélez, con 206 goles, y para ampliar, FIFA lo consideró como el segundo delantero más anotador en la historia de los torneos de Primera División del mundo, al realizar 385 tantos.

En 1992, Carlitos regresa a la Argentina luego de haber obtenido su experiencia al dirigir Stade de Reims, elenco francés. Un año más tarde, el 21 de febrero de 1993 seria una fecha muy especial al hacer su estreno oficial como entrenador de Vélez Sarsfield, con un plantel lleno de sorpresa al encontrarse con: José Luis Félix Chilavert, Héctor Almandoz, Roberto Trotta, Victor Sotomayor, Raúl “Pacha” Cardozo, José Basualdo, Marcelo Gómez, Christian Bassedas, Walter Pico, Omar Asad y Patricio “El Beto” Camps. Una camada llena de esperanza y un capitulo que recién empezaba a escribir de la mano de “El Virrey” ante diecinueve encuentros por delante. Finalmente, Vélez se proclamó campeón del Torneo Clausura 1993 al igualar con Estudiantes de La Plata, por 1-1.

Carlos Bianchi. Debut como entrenador : Deportivo Español 0 – Vélez Sarsfield 2.

Sin embargo en 1994, El Fortín comenzaba a participar de la Copa Libertadores tras asegurarse el título local que le permitió jugar una de las competencias más importantes del continente sudamericano.

El conjunto de Bianchi compartía el grupo con Boca Juniors, Cruzeiro y Palmeiras. De esta manera, se colocaba en el primer puesto, con 8 puntos. Tras acumular dos empates y dos victorias.

Su camino hacia el título, tuvo que enfrentar a grandes rivales: Sporting de Uruguay, Minervén de Venezuela, Junior de Barranquilla que tenia como figura a El Pibe Valderrama. En la final, Vélez enfrentó a San Pablo de Telé Santana. El duelo de ida, fue favorable para Vélez por 1-0, con gol de Asad, mientras que aún faltaba el partido determinante en el Morumbí, quién iba a ser el campeón de la Libertadores.

Un Estadio Morumbi con una postal de cien mil hinchas de San Pablo. El Vélez de Bianchi pudo coronarse campeón y gritar en tierras brasileñas.

Síntesis de la final de vuelta:

San Pablo (1) (3): 1. Zetti; 2. Válber, 4. Júnior Baiano, 13. Gilmar, 2. Victor; 8. Cafu, 14. Axel, 9. Palninha, 6. André; 11. Euller y 7. Muller. DT: Telé Santana.

Vélez (0) (5): 1. Chilavert; 2. Trotta, 11. Zandona, 13. Pellegrino, 4. Almandoz; 3. Cardozo, 5. Gómez, 8 Basualdo y 7. Bassedas; 9. Asad y 17. Flores.

Partido entre San Pablo – Vélez Sarsfield, final de vuelta de la Copa Libertadores.

La conquista de América les permitió jugar la Intercontinental, en donde enfrentó al AC Milán de Fabio Capello. La victoria fue para el club de Liniers, por 2-0 con los goles de Roberto Luis Trotta, de penal y este ultimo, lo convirtió Omar Asad.

El Vélez que alcanzó ser campeones del mundo. Foto: Vélez.

En declaraciones a ESPN +, José Chilavert expresó una anécdota previo al encuentro: “La charla en la final contra el Milán, tengo dos recuerdos grabados. La primera es la lesión de El Negro Gómez que se tuerce el tobillo y quería abandonar. Entraba en calor y no quería jugar porque le dolía el tobillo. Me acerco y le digo: “Negro la co… de tu hermana, hay gente que pagaría por estar en tu lugar, hijo de p…”, y extiende: “Vos estas para jugar y vas a jugar. Necesitamos de vos y me mira y me dice, estoy bien, estoy bien. Ahi te das cuenta el amor propio que tenia uno por el club, por nosotros mismos. Eramos una familia”.

En entrevista con TyC Sports, “A 20 años del Vélez que llegó a la cima del mundo”. Bianchi sostuvo que: “para un técnico, lo tiene que rogar es tener buenos jugadores, no fenómenos. Si son inteligentes usted puede llegar lograr cosas. Ahora si no lo tiene, no podrá lograr cosas”.

La gloria eterna no era suficiente para El Fortín, y es por eso, que en 1995 abrochó el campeonato al visitar a Independiente en el Estadio La Doble Visera. Con goles de Trotta, Camps y Basualdo, el equipo de Bianchi pudo coronarse campeones de la temporada.

En 1996, los fortineros obtuvieron tres títulos. Torneo Clausura, la Supercopa y la Interamericana. Bajo la gestión de El Virrey dándole a la entidad deportiva ubicada en Juan B Justo al 9200, seis títulos. Tres de ellos a nivel nacional, y otros tres, en plano internacional.

Vélez campeón de la Supercopa 1996. Foto: Vélez

Todas las fotos son correspondiente al Sitio Oficial de Vélez Sarsfield.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*