Las destacadas del “D”

MUNDIAL FEMENINO “FRANCIA 2019”
Jugadoras destacadas

Como ya te contamos quién es Belén Potassa, la jugadora destacada de Argentina, continuamos con aquellas futbolistas que tuvieron o tienen un paso de trascendencia por el resto de las selecciones que integran el Grupo D. Dos de las jugadoras que mencionaremos a continuación siguen en actividad, mientras que la otra ya se retiró, pero teniendo una copa del mundo bajo el brazo.

“Estrella inglesa”, Toni Duggan brilla en España. (FC Barcelona Noticias)

Toni Duggan, Inglaterra.
La actual delantera de FC Barcelona de España, no tiene una trayectoria abultada en cuanto a la cantidad de clubes por donde pasó: antes de ser una “culé”, jugó en Everton y Manchester City Woman, ambos clubes de Inglaterra. Los títulos ingleses que ha conseguido fueron de la mano de la escuadra ciudadana: tres FA Cup (2014, 2016 y 2017) y una Women’s Super League (Primera Divsión) en 2016. En España obtuvo la “Copa de La Reina” y la “Copa de Catalunya” en 2018.
Si bien los palmarés no llenarían vitrinas, aunque tampoco es para despreciarlos, todo lo opuesto, es el potencial de Duggan lo que la coloca en la mira del fútbol femenino mundial: no quedan dudas que será una de las jugadoras a la que mayor seguimiento se le dará a lo largo del torneo. “The princess”, que viene de quedar subcampeona de la “Women’s Champions League”, es parte fundamental de “the lionesses” y el combinado inglés es uno de los candidatos a quedarse con el título de Francia.

Teniendo en Andrés Iniesta como máxima inspiración, Toni Duggan nació en Liverpool el 25 de julio de 1991 y su primera convicatoria para la selección absoluta de Inglaterra llegó en 2013 (previamente estuvo en el sub-19 y sub-20). El debut mundialista fue en Canadá 2015 y en las eliminatoria de UEFA para Francia 2019 jugó siete partidos y convirtió 4 goles (2 a Rusia, 1 a Bosnia y Herzegovina y 1 a Gales.

Kim Little, Escocia.
Nacida en Gran Bretaña el 29 de junio de 1990, Little es una mediocampista muy habilidosa, que puede ser utilizada como enganche o bien, como volante ofensiva sin que esto genere una discontinuidad en su buen juego. Actualmente se desempeña en la primera escuadra del Arsenal inglés, donde transita su segunda etapa. En el inicio de su carrera la futbolista integró “Hibernian Ladies FC”, de su Escocia natal, entre 2006 y 2008, momento en que llegó a Arsenal. En el equipo “gunner” disputó 93 partidos y marcó 81 tantos, ganando en dos ocasiones la Premier Championship, dos “WSL Championship”, tres FA Cup, tres “WSL Cups” y una Copa de La Liga femenina. En noviembre de 2013 emigró a Estados Unidos y se sumó a Seattle Reign; ahí marcó 17 goles en 24 duelos. Antes de regresar al norte londinense, jugó a préstamo en el “Melbourne City” australiano durante la temporada 2015/2016. Su vuelta a Arsenal se dio 2017.
La historia dentro del seleccionado escocés arrancó en febrero de 2007 y lleva doce años de ser una de las figuras principales, independientemente de que el andar de Escocia en el fútbol femenino, no tiene la trayectoria de otras potencias europeas como Alemania, Noruega y la creciente Inglaterra, por ejemplo. En muchos aspectos, el desarrollo del balompié de esa región británica, tiene tintes de amateurismo puro. Claro que no tan marcado como sucede en Argentina o algunos países centroamericanos o africanos y esta diferencia en el crecimiento tiene raíces básicamente en el trabajo de cada federación y de los clubes, al igual que en las posibilidades económicas que poseen las instituciones.
Teniendo en cuenta estas cuestiones, es importante también destacar que este mundial será el primero para Escocia y para Little que aunque participó en los Juegos Olímpicos “Londres 2012” para la delegación británica, con su seleccionado no pudo disputar torneos de mayor envergadura ya que una lesión la marginó de la Eurocopa 2017.
En el camino de las escocesas hacia Francia, se interponían sus pares de Albania, Polonia, Suiza y Bielorrusia. Las eliminatorias de UEFA para este mundial se conformaban por 7 grupos y Escocia integraba el número 2. El principal competidor para la plaza en la cita mundialista fue Suiza, a quien se pudo superar recién en la última jornada, consiguiendo el cupo para el certamen galo. La primera fecha trajo una victoria ante Bielorrusia, en la segunda se goleó a Albania y en la tercera se iba a sufrir la única derrota, precisamente frente a las suizas. La recuperación sería en la jornada posterior con victoria contra Polonia, mientras que el siguiente duelo con las bielorrusas fue más duro de lo esperado, pero Escocia se quedó con los tres puntos. En la fecha seis se consiguió otro ajustado triunfo y en la séptima pudieron tomarse revancha al vencer a Suiza. Sin embargo, para el último cotejo, Escocia no dependía de sí mismo: necesitaba ganarle a Albania y esperar que las suizas no vencieran a las polacas. Kim Little fue fundamental en este “sprint” final ya que marcó goles en los tres encuentros y estas conquistas resultados excluyentes para la clasificación: uno a Polonia, otro a Suiza y uno más a Albania: la faceta artillera de la futbolista apareció cuando su equipo más lo necesitaba y dio frutos porque como Suiza no pudo vencer a las polacas y Escocia sí lo hizo ante las albanas, fueron las de Gran Bretaña quienes terminaron como punteras del grupo, quedándose además con el pasaje al mundial.

“Homare Sawa” y un tal Lionel Messi, los mejores jugadores de 2011 según FIFA. (Japantimes)

Homare Sawa, Japón.
Retirada de la actividad oficial en 2015, esta mediocampista nacida en Fuchü (Tokio), disfrutó de una larga lista de consagraciones a lo largo de sus 24 años de carrera.
Homare, que nació el 6 de septiembre de1978, dio sus primeros pasos como futbolista en 1991 en “Yomiuri Beleza”; donde se mantuvo hasta 1998 cuando emigró al Estado de Colorado, en Estados Unidos, para sumarse a las filas de Denver Diamonds. En 2000 pasó a Altlanta Beat y en 2004 regresó a su “alma máter”. Cuatro años más tarde, tendría un nuevo paso por el fútbol estadounidense al unirse al plantel de Washington Freedom. En 2010 desembarcó otra vez en Beleza y en 2011 arribó a INAC Kobe Leonessa, también de Japón, donde actuaría hasta 2015 y donde, finalmente, la existosa jugadora diría adiós. Ganó 9 veces la primera división femenina de su país (8 con Beleza y una con Leonessa), mientras que en siete oportunidades se quedó con la “Copa de Japón” (una de ellas con el equipo donde se reitró) y además suma una corona de la “Copa de La Liga de Japón”; es decir que conquistó 17 torneos nipones, aunque en América del Norte, no pudo conseguirlo. En Asia, contrariamente, incluso se quedó con palmarés a nivel individual: “Mejor jugadora del campeonato del Este de Asia en 2008 y 2010 y “Futbolista del año en Asia” en 2004 y 2008. Insolayable el premio a la mejor futbolista del mundo en 2011 (el equivalente al “Balón de Oro” masculino)

Con el seleccionado japonés de fútbol, el romance comenzó a temprana edad: Homare tenía apenas 15 años cuando fue convocada por primera vez en 1993. Desde entonces y hasta su despedida de la actividad, disputó seis mundiales (Suecia ’95, EE.UU. ’99 y ’03, China 2007, Alemania 2011 y Canadá 2015) y cuatro ediciones de Juegos Olímpicos.
No cabe ninguna duda que su mejor performance está ligada a la final de la copa que se desarrolló en tierras germanas y no solamente porque Japón se quedó con el título en aquella edición, si no por la participación de Homare en el cotejo final: la nipona se vistió de héroe marcando el gol que empataba el duelo frente a Estados Unidos y llevaba a definir a las campeonas, desde el punto del penal. Pero eso es adelantarse demasiado en la historia: empecemos por el comienzo.
Japón, de producciones irregulares en los mundiales pasados, llevaba varios años preparando a sus futbolistas para dar el salto de calidad. Lamentablemente, las chicas niponas siempre se chocaban con alguna potencia que las dejaba en el camino e incluso parecía que en Alemania les iba a suceder los mismo; mas no fue así.
Todo empezó el 27 de junio de 2011 en el Estadio de Bochum, cuando Japón en su debut dentro del Grupo B, venció por 2 a 1 a Nueva Zelanda. Cuatro días después, Sawa daría indicios de lo que se iba a venir cuando su equipo venció a México por 4 a 0, con un “hat-trick” de Homare, capitana de las asiáticas. Sin embargo, esa alegría sufrió un golpe ante Inglaterra, uno de los fantasmas que tenía Japón hasta entonces: el 5 de julio, las europeas se impusieron a las de Asia por 2 a 0, relegándolas al segundo lugar de la tabla y al enfrentamiento que nadie quería tener: Alemania, anfitriona y bicampeona del mundo, en cuartos de final. Y como sucede muchas veces, aquello que parecía ser la peor pesadilla, se convirtió en un hermoso sueño hecho realidad ya que aquel 09/07, en el “Arena Im Allerpark” de Wolfsburgo, Japón logró eliminar a las locales y pasar a semis. El siguiente obstáculo fue Suecia y allí las niponas vencieron por 3 a 1, con un tanto de Sawa: la final era algo concreto y el rival a vencer le ponía al panorama todos los ápices que convertirían un potencial triunfo culmine, en una hazaña porque enfrente estaba el seleccionado estadounidense; el mejor equipo de la historia de la disciplina.
Durante el partido las tensiones se podían palpar y fue durísimo tanto en desarrollo como en la definición: las americanas se pusieron en ventaja al minuto 24 del segmento complementario a través de Alex Morgan, mientras que Japón igualó a los 36 gracias a Aya Miyama. Ese 1 a 1 las llevaba a jugar tiempo extra y nuevamente sería Estados Unidos quien encontraría el desnivel; Abby Wambach anotó para las suyas a los 14 del período extra inicial. Cuando se jugaban doce minutos de la etapa final, Homare Sawa apareció en el área contraria y marcó la paridad que encaminó todo hacia los penales y aunque ella no llegó a patear y los abrazos en principio fueron para la arquera asiática que contuvo dos de los disparos de Estados Unidos, el aporte y la figura de Homare no tenían discusión posible: fue capitana, referente y emblema del equipo campeón del mundo. En ese mundial, además, se quedó con el “Balón de Oro” (mejor jugadora) y “Bota de oro” (goleadora). Sin dudas el certamen más soñado para Japón y para Sawa que logró alcanzar la gloria tras haber conquistado la Copa del Este de Asia en 2008 y 2010. Por fin en 2011, las niponas se coronaban a nivel mundial y de su mano.

FOTO DESTACADA: “Homare Sawa”
FIFA
FOTOS:
FC Barcelona Noticias
Arsenal.com
Japantimes.co.jp


Maru Burak

Acerca Maru Burak

ver todas las publicaciones

Nací un lluvioso lunes 12 de julio de 1982 y según mi DNI me llamo María Clarisa Burak, pero soy simplemente Maru. En 2005 dejé mi natal Provincia de Buenos Aires y me vine a Córdoba, donde resido desde entonces. Por hobbie hago música, canto e intento bailar, pero mi vocación es, fue y siempre será el periodismo. Me sumé a "El Rincón del Fútbol" en febrero de 2017 y espero mantenerme acá mucho, pero mucho tiempo: no es usual encontrarse a una manga de loquitos igual de fanáticos que yo. Aunque todos los deportes me atraen, el fútbol tiene ese no se qué, ese encanto que me aprisiona. En El Rincón cubro mayormente a la Selección Argentina Femenina y al fútbol femenino de España, con la idea de ir sumando ligas y equipos a la cobertura. También doy una mano con otros torneos donde juegan ELLOS, porque los hombres también juegan al fútbol... ¿NO? Deseo que el futuro me encuentre dedicada a mi vocación y que pueda desarrollarla con criterio y profesionalismo. Soy MESSIsta, BANINIsta, fan de Aldana Cometti, soñadora e ideologista, del deporte y de la vida. Sólo resta decir... ¡Pero qué viva el fútbol!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*