En el partido del morbo, Higuaín le dio la victoria a la Juve

El atacante de la Selección Argentina definió el duelo ante Nápoli marcando el definitivo 2-1 para una Juventus que se aseguró otra semana en la cima de la Serie A. Pese de los destratos de la gente de su ex club, Pipa no gritó el gol. Bonucci anotó el primero para la Vecchia Signora, mientras que Callejón había empatado transitoriamente el cotejo.

En el Juventus Stadium tenía lugar el duelo que se robaba todas las miradas de la fecha 11, no solamente porque enfrentaba a dos contendientes al título, sino por todo el revuelo alrededor de un Gonzalo Higuaín que cambió Nápoli por Juventus en el último mercado de pases. Tanta furia desató esta decisión del argentino en el sur de Italia que para este partido se dispuso que la parcialidad napolitana no asistiese al campo del cuadro bianconero. El encuentro comenzó favorable a los Azurri desde la posesión, intentando ataques posicionales ante un local organizado desde su 3-5-2, impidiéndole a la visita acciones de real peligro. Sobre los veinte el dueño de casa se aproximó luego de que José Reina, en una de sus frecuentes fallas, dejara un rebote largo al intentar cortar un centro de Alex Sandro, algo que no fue aprovechado por Stephan Lichtsteiner. En media hora de juego, Higuaín tuvo la más clara de la etapa inicial al ser encontrado por un pase profundo de Sami Khedira, pero el argentino fue cerrado justo a tiempo por Vlad Chiriçhes cuando se alistaba para definir. Del lado visitante no se vio demasiado peligro ya que, sacando un gol bien anulado a José Callejón en el comienzo del choque, solamente un tiro lejano de Allan contenido por Gianluigi Buffon fue la única aproximación del elenco de Maurizio Sarri.

El partido en esa primera etapa tuvo pocas emociones, con una Juventus sin la precisión necesaria para lastimar y un Napoli apagado. Para peor, Giorgio Chiellini iba a salir lesionado, al resentirse de un problema muscular del que se había recuperado hace poco, siendo reemplazado por Juan Cuadrado. La segunda parte iba a ser más entrenida, y en un inicio más firme, la Vecchia Signora iba a ser quien consiga la apertura en el tanteador. Una pifia insólita de Faouzi Ghoulam luego de un córner habilitó a un Leonardo Bonucci que no dudó en empalmar con la zurda esa pelota que le quedó servida, fusilando a Reina y decretando el 1-0. El tanto local despertó un poco a Napoli que, con Lorenzo Insigne y Dries Mertens participando un poco más del juego, hizo sufrir a los juventinos mediante una maniobra de peligro en la que el italiano sirvió al belga, pero éste fue anticipado justo a tiempo por Andrea Barzagli, puntal para echarla al córner. El extremo de la Nazionale iba a insistir por esa banda izquierda, y por él nacería el empate napolitano. Luego de recibir abierto, Insigne encaró hacia adentro y puso una pelota colgada perfectamente para la llegada de Callejón, que con una de sus acciones más repetidas en ataque puso el 1-1.

Tras un par de intentos sin demasiado riesgo por parte de la visita, el partido entró en un letargo de unos diez minutos, y quien sacudiría el trámite iba a ser justamente el protagonista más apuntado en la previa. Higuaín buscó con un pase por alto a Mario Mandžukić, cortado por un rechace Ghoulam a medias que le dejó el balón de nuevo al argentino, y éste dejó clavado a Reina mediante un zurdazo violento. El atacante decidió no alimentar todo el morbo que generó la situación con su ex club, por lo que, respetuosamente, no celebró el tanto. El conjunto del sur italiano buscó reaccionar rápido mediante un remate de Mertens, pero el mismo salió desviado por el primer palo de Buffon. En los minutos finales se observó un elenco local más sereno, tanto para manejar el balón como para cubrir espacios en defensa. La visita no tenía peso en sus intentos de atacar el arco rival, sufriendo el no tener una referencia de área y aquejando también la salida de Insigne, el más activo de los de arriba en la tarde. Higuaín pudo haber definido la cuestión al conectar de cabeza un centro de Cuadrado desde la derecha, sin encontrar la puerta. El equipo Azzurri, a pesar de sus limitaciones, tuvo la última clara a través de un balón parado. Omar El Kaddouri, ingresado sobre el final, anticipó en el primer palo y su nucazo fue a parar al techo del arco bianconero. Victoria importantísima de Juventus, que no brilló pero hizo pesar su casi inexpugnable localía (ganó los últimos 22 al hilo por Serie A) y se aseguró el liderazgo al menos por otra fecha, encajándole la presión de ganar mañana a Roma. Nápoli, por su parte, ve cada vez más lejos la pelea por el Scudetto.

 

Foto destacada: Juventus.com


Juan Saber

Acerca Juan Saber

ver todas las publicaciones

Mi nombre es Juan Sáber, tengo 22 años y estoy por recibirme de Licenciado en Ciencias de la Comunicación en UADE. No conocía RDF antes, llegué porque me acercaron la propuesta y sentí que era un proyecto viable y en el que podía aportar. Me tocará cubrir Arsenal, club en el que ya estoy trabajando para otro medio y que aprendí a conocer bien (más allá de ser hincha). Es un club muy especial, por diversos motivos, y siento que la posición que logré en mi otro trabajo me da las condiciones como para poder acercar buena información sobre el mismo.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*