El sueño del que nadie quiere despertar

Colón piso fuerte en el Mineirao, dejó afuera al Atletico Mineiro y jugará una final internacional por primera vez en su historia. Burián se volvió a vestir de héroe en una noche que parecía muy complicada.

Noche lluviosa en el Estadio Governador Magalhães Pinto, mas conocido como el “Mineirao”. Colón tenia una parada complicada, buscando un lugar en la gran final de Asunción.

Habiendo ganado 2 a 1 el partido de ida, no tenia nada asegurado. El gol de carambola de Yimmi Chará en el Cementerio de los Elefantes dejaba con mas vida que nunca al “Galo”.

Comenzó el partido con un dominio abrumador del Atlético Mineiro, que con posesión de la pelota y una presión insoportable, empezó a complicar por demás al “Sabalero” que no podía controlar los ataques del conjunto brasilero. La defensa de Colón era un frontón, la pelota así como iba, volvía rápidamente hacia los jugadores del “Galo” que seguían insistiendo en busca de abrir el marcador.

¿Alguna vez se acercó Colón? Si, y de hecho fue la polémica de la noche. Tiro libre del “Pulga” que envía en forma de centro pasado al segundo palo, para que, luego de otro centro, haya un cabezazo de Ortíz que rebota en un defensor en la linea. Parecía mano. ¿Penal?, todos desesperados pidiendo la pena máxima. El arbitro se comunicó rápidamente con el VAR buscando una respuesta. Las repeticiones de la TV no dejaron muy clara la imagen, en algunas se ve la mano, y en otras, hombrazo, por lo tanto el arbitro colombiano Andrés Rojas, ante la duda, decidió no cobrar nada.

El Mineiro seguía insistiendo con la misma formula, posesión y presión. Hasta que a los 38 minutos de la etapa inicial consiguió lo que buscaba, un despeje de Olivera que rebota en la espalda de un jugador “Galo” con tanta mala fortuna que le quedó a Franco Di Santo que definió de zurda para vencer al “Cachorro” Burián y poner arriba al Atlético. Ganaba 1 a 0 y, por el momento, pasaba a la gran final.

Incertidumbre en Colón que se había visto superado, no encontraba la pelota ni el funcionamiento en el primer tiempo, donde fue desbordado por todos lados y en un momento hasta fue salvado milagrosamente por Leo Burián.

Llegaba el segundo tiempo y Colón ya tenia la obligación de ir a buscar, aunque el panorama se le complicó aun más. Tras un corner mal ejecutado por el “Pulga” salió la contra comandada por Juanito Cazares que habilitó a un Yimmi Chará intratable, que solo tuvo que definir de zurda dejando arrodillado a Burián. Era el segundo del “Galo” que parecía tener su noche, mientras que Colón ya lo estaba sufriendo.

Sin embargo, el panorama a partir de ahí cambió completamente. Ingresaron Christian Bernardi y Gabriel Esparza para darle mas amplitud al ataque de Colón que empezaba a tener la pelota y adelantarse en el campo, buscando la asociación con paciencia, para encontrar una oportunidad. Sabían que solo necesitaban un gol para ir a los penales y depender de la gran virtud de Burián.

Hasta que a los 35 minutos del complemento, una jugada de Wilson Morelo que se metió en el área y cayó. ¡PENAL! cobró Andrés Rojas sin dudar, y no había dudas tampoco, al delantero colombiano lo pisaron y cayó, era penal.

El encargado de patear era el gran “Pulga” Rodriguez que definió fuerte al palo derecho de Cleiton, que había elegido el otro palo, y festejó el descuento. Gol “Sabalero” y delirio de toda la gente que llegó a Brasil. El finalista se definía desde los doce pasos.

Colón consiguió lo que en el segundo tiempo mereció, y ademas, apostaba a su fuerte: tener a un arquero especialista en atajar penales. Ya que, desde su llegada en 2018, el arquero uruguayo tuvo muchas series ganadas.

Fabio Santos, Vinicius, Di Santo, Rever y Cazares eran los elegidos por el lado del local, mientras que Morelo, Ortiz, Chancalay, Olivera y Rodríguez por el lado del “Sabalero” que arrancaba pateando.

Primer penal, va Wilson y… atajó Cleiton, un disparo flojo de Morelo que contuvo el arquero brasilero, que empezaba con el pie derecho, mas difícil no se podía poner el panorama para Colón. Fabio Santos seguía para Mineiro y gol, el “Galo” se adelantaba en el marcador. De ahi en adelante todos convirtieron, Vinicius y Di Santo para Mineiro, Ortiz y Chancalay para Colón. Hasta que llegaron los ultimos 4 penales, dos para cada lado, Mineiro con ventaja, ya que Cleiton había contenido uno.

El “Turro” Olivera se hacía cargo del penal siguiente, y con gran categoria definió para empatar el juego en la serie de penales. Quedaban 3, dos para el local y uno para el visitante, que necesitaba urgentemente la aparición de su arquero.

¿Lo llamaron? lo encontraron, fue Rever y… ¡ATAJÓ BURIÁN! gigante “Cachorro” que con una volada a su palo izquierdo contuvo el penal del defensor “Galo”. La serie estaba empatada y quedaban dos penales, los dos en los pies de los “10” Pulga Rodriguez y Cazares, se definía todo.

Va Luis Miguel y… ¡GOLAZO!, con clase, y su saltito típico, definió al palo izquierdo dejando arrodillado a Cleiton que quedó en ridículo. Toda la clase del 10 que seguía demostrando sus condiciones. ¿Y ahora? todo en manos del “Cachorro” que tenia la final ahí, dependiendo de el.

El turno de Juanito Cazares y… ¡¡¡ATAJÓ BURIAN!!! el gran héroe de la noche, volvió a hacer valer sus condiciones de ataja penales, Colón a la gran final de Asunción, se abrazan todos sus compañeros, cuerpo técnico, hinchas que llegaron desde Santa Fe. Colón es pura alegría, disputará la primer final internacional en su historia cuando el 9 de noviembre se enfrente a Independiente del Valle.

Los “Sabaleros”, luego de momentos complicados, adversos, de sufrir y llorar de tristeza ahora lo hacen de emoción. ¡Están tan cerca de lo que siempre quisieron!, Colón quiere ponerle una estrella a su escudo por todos los que, en su momento, soñaron lo mismo y no pudieron vivirlo. Tantas generaciones han querido ver a Colón en una final por un titulo y no han podido, tantos han querido verlos levantar un trofeo y no llegaron, ¡el momento llegó, Negro! es tu momento. Podes hacerlo, es ahora Colón, la gente se muere de ganas de verte campeón, la gente sigue soñando, y créeme que ninguno quiere despertar. Colón es finalista de la CONMEBOL Sudamericana 2019, y la campaña, pase lo que pase, será inolvidable.

SINTESIS

Atletico Mineiro: Cleiton, Patric, Réver, Igor Rabello, Fábio Santos, Elias, Juan Cazares, Jair, Franco Di Santo, Luan, Yimmi Chará. DT: Rodrigo Santana

Colón: Leonardo Burián; Alex Vigo, Guillermo Ortiz, Emanuel Olivera y Gonzalo Escobar; Fernando Zuqui, Federico Lértora, Rodrigo Aliendro y Marcelo Estigarribia; Luis Rodríguez y Wilson Morelo. DT: Pablo Lavallén

Arbitro: Andres Rojas

Por Bruno Ruscitti


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*