El Fortín se quedó sin fiesta

Por Facundo Villafañe David

Vélez ganaba uno a cero y tuvo situaciones para liquidarlo pero no las concretó, Huracán se despertó y logró un empate en Liniers.

Luego de la dolorosa derrota sufrida en Rosario, Vélez retornaba a Liniers para reencontrarse con la victoria. En su cancha tenía tres victorias consecutivas y querían estirar la racha ante Huracán. Debía ser un trabajo realizado perfectamente en ambas partes del encuentro lo que llevase a los locales rumbo a la victoria, pero no fue así. Pese a ponerse en ventaja, los dirigidos por Azconzábal empujaron y se llevaron un punto valioso del Fortín.

En la primera parte, Vélez impuso su juego. Tomó posesión del balón y atacó por las bandas tratando de abrir el marcador. Varios desbordes de Zabala y Gonzalo Díaz hicieron preocupar a la defensa del Globo que arrancó perdido y desordenado el partido.

De tanto ir, los locales iban a conseguir el regalo más preciado, el gol. Un robo de J. M. Martínez iba a desencadenar en un centro de Díaz que Zabala conectaría para abrir el tanteador. Una jugada idéntica al primer gol versus Estudiantes, nada más que cambiaría el asistidor. Acto seguido, Mariano Pavone iba a estrellar un disparo en el palo de Marcos Díaz. Vélez, valga la redundancia, era un huracán sin control en busca de más.

Un descontrol tan grande que casi le permite al ecuatoriano Angulo empatar para los de Parque Patricios, aunque el ex Ind. Del Valle desperdiciaría la chance al impactar su remate en el palo. Paso la zozobra y se fueron al descanso.

En la etapa complementaria, El Fortín buscó rápidamente aumentar la diferencia de gol con un remate del Burrito. Muchas imprecisiones de ambos equipos hicieron que el segundo tiempo sea, por partes, aburrido. Hasta que a partir de los últimos quince minutos, Vélez empezó a ser asediado por un rival en busca del empate. Ahí es cuando Assmann se convertía en héroe al taparle un remate a Angulo y otro a Gamarra. Pero el ex Independiente pasaría a ser villano. Promediando los 39´ le cometió un penal a Angulo, que más tarde Mauro Bogado transformaría en gol. La noche terminó siendo un fiasco para los de Liniers y un alivio para Huracán, que terminó llevándose un empate sin merecerlo.

Formaciones:

Vélez: 27- F. Assmann; 14- M. Caire, 5- F. Cubero (c), 2- C. Nasuti, 3- B. Cufré; 20- G. Díaz, 8- H. Canteros, 23- L. Desábato, 29- D. Zabala; 7- J. M. Martínez, 9- M. Pavone.

Suplentes: 1- A. Aguerre; 6- F. Grillo; 21- N. Domínguez, 10- J. Correa, 38- B. Cáseres; 22- N. Delgadillo, 18- M. Romero.

Director Técnico: Omar De Felippe.

Huracán: 1- M. Díaz; 13- Romat, 2- Mancinelli, 21- Nervo(c), 19- Villalba; 15- M. González, 5- M. Fritzler, 26- M. Bogado; 24- Chacana, 15- Mendoza, 30- Angulo.

Suplentes: 38- Marinelli; 6- Risso, 4- Araujo; 29- Compagnucci, 18- Toranzo, 17- R. Gamarra; 20- Briasco.

Director Técnico: Juan Manuel Azconzábal.

Cambios: 54´ Briasco x Chacana (H) –  70´ Gamarra x Mendoza (H) – 77´ Delgadillo x Canteros (V) – 80´ Correa x J. M. Martínez (V) – 81´ Toranzo x Mancinelli (H) – 85´ M. Romero x G. Díaz (V).

Goles: 29´ D. Zabala (V) y 86´ M. Bogado (H).

Tarjetas (amarillas todas):

Assmann – Desábato (V). Mancinelli – Bogado (H).

Árbitro: Hernán Mastrángelo

Asistentes: D. Brailovsky – S. Zoratti

4to Árbitro: Federico Beligoy

Estadio: José Amalfitani

Foto Principal: La Nación

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*