El año en que Bolivia estuvo a la altura de la gloria

Bolivia tocó la cumbre de América y fue campeón en su tierra, recuerdos del año mas glorioso del sufrido fútbol boliviano en este informe de El Rincón del Fútbol

Corría el año 1963 y Bolivia fue sede de la Copa América en las ciudades de La Paz y Cochabamba bajo la presidencia de Paz Estenssoro. Fueron 7 los seleccionados que participaron en la edición XXI ( 28 si se toman en cuenta los extra) del torneo sudamericano ya que por distintos motivos Chile, Uruguay y Venezuela no presentaron sus equipos.

Prada, presidente de la FBF se puso al hombro la organización de la Copa, con mucho entusiasmo ya que era la primera que Bolivia organizaba en exclusividad.

El brasileño Danilo Alvim se hizo cargo de la dirección técnica y su debut no fue el mejor ya que perdió por goleada 2 partidos ante Paraguay por la Copa Paz del Chaco, lo que puso en juego su continuidad; sin embargo pese a las presiones en su contra los directivos decidieron mantenerlo en el cargo.

Se acercaba el inicio de la Copa y Bolivia aspiraba a hacer una competencia digna; pero la baja de Uruguay y el hecho de que el Brasil bicampeón mundial presentara un equipo alternativo y el siempre candidato Argentina viajara con un equipo juvenil levantó la vara y entonces el local se envalentonó y fue por la gloria.

Bolivia debutó ante el, en los papeles, rival más débil de la competencia que era Ecuador. Todo parecía encaminarse a una fácil victoria ya que los del Altiplano su pusieron 2-0 arriba; sin embargo en un abrir y cerrar de ojos se encontraron 2-4 abajo ante el estupor del público local. Apareció entonces quien sería el héroe de esta Copa: Wilfredo Camacho que se puso el equipo al hombro y llevó a sus compañeros a levantar el partido y lograr un empate en 4 que por como se dió el partido sirvió como un llamado de atención y un recordatorio. Para poder ganar habría que saber sufrir.

Camacho, la leyenda. foto: Historia del fútbol boliviano

En la segunda fecha Bolivia también comenzó abajo ante Colombia pero logró revertir la historia y quedarse con la primera victoria. Fue un duro 2-1 en un partido cerrado y con pocas emociones pero la victoria trajo confianza.

Para Bolivia las cosas nunca fueron fáciles y Perú no fue la excepción; los incaicos tenían un equipo en formación que a la larga le daría grandes satisfacciones. Bolivia estuvo dos veces en ventaja y Perú las dos veces se lo empató hasta que apareció Ausberto García quién sería otra de las figuras fundamentales del local para marcar el 3-2 definitivo. Otro paso hacia adelante.

Llegó el turno del duro Paraguay quienes en la previa habían puesto en la cuerda floja el ciclo del DT; pero Bolivia se tomó revancha y se quedó con un claro y merecido 2-0 que lo ponía definitivamente en la lucha por quedarse con la Copa. Un triunfo que a la postre sería fundamental

Aparecía Argentina en el camino que había goleado a Brasil y a pesar de jugar con juveniles estaba haciendo un buen torneo y junto a Paraguay eran los que le peleaban el título al local. Inolvidable y emotivo partido en el Hernando Siles, con Bolivia otra vez poniéndose arriba en dos ocasiones por intermedio de Castillo y Blacutt, pero los albicelestes levantaron el partido con sendas anotaciones de Rodriguez. A los 42´del St minuto dramático e histórico para el fútbol boliviano. El Gato Andrada le contiene un penal a Ramírez pero de ese corner se eleva para la eternidad Camacho que con un cabezazo al ángulo pone el 3-2 y media copa ahí, al alcance de la mano.

El cabezazo de Camacho a punto de hacer historia.

Solo faltaba el último clavo en la pared; y Brasil siempre es Brasil por más que se presente con un equipo claramente disminuido. Bolivia llegaba a la fecha final con un punto de ventaja sobre Paraguay, y ese 31 de marzo en Cochabamba todo un país acompañó a sus héroes en busca de la hazaña final.

Pero si Bolivia no sufría como en toda la copa parecía que no valía. Brasil sin chance alguna lo jugó como una final y estuvo 2 veces en ventaja poniendo en riesgo la consagración boliviana, hasta que apareció el equipo aguerrido y contundente en toda su expresión para con un vendaval de goles ponerse 5-2 arriba. Aún así faltaba sufrir un poco más; Brasil marcó 2 goles y se puso 5-4 hasta que ahora si, el árbitro marcó el final y Bolivia se vistió de fiesta.

Bolivia le mete 5 a Brasil y viste a un país de fiesta.

Desde Villazón hasta Copacabana, desde Potosí a Santa Cruz de la Sierra, La Paz y Cochabamba, Sucre y Oruro, un país unido festejando su gran logro histórico, solo comparable a la clasificación al Mundial 94 que se daría 30 años mas tarde. 1963 el año que Bolivia estuvo en la altura.

La copa en manos bolivianas. Foto: Scoopnest.com

El podio:

Bolivia: 11 pts

Paraguay: 9 pts

Argentina: 7 pts

Imágen destacada: Historia del fútbol boliviano


Darío Altobelli

Acerca Darío Altobelli

ver todas las publicaciones

Dario Altobelli Nacido en 1973.   Podrán decirme viejo pero viví  Argentina campeón del mundo y 2 veces. Periodista deportivo desde 1996 y estudiante de Comunicación Social Antes era un 9 elegante, me fui tirando atrás, tan atrás que termine atrás del teclado. Enamorado del fútbol desde tiempos inmemoriales. Vi jugar a Maradona, Alonso, Francescoli, Bochini, Ruben Paz, Kempes y a Messi también. Me sumé al rincón con el entusiasmo de poder informar responsable y apasionadamente sobre el deporte que amo sin perder el humor y quitandole drama. Voy a cubrir principalmente el ascenso, el fútbol en su estado mas puro Tengo la gran expectativa de que quienes nos lean se informen, se diviertan e interactuen sintiendo la misma pasión que nosotros; por otra parte darme el lujo y el placer de disfrutar de las cosas que mas me gustan; el periodismo y el deporte Como dijo algún sabio: El fútbol es la cosa mas importante de las cosas menos importantes. Bienvenidos al Rincón del Futbol

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*