Conociendo a los refuerzos – Parte V

En esta edición de los refuerzos, conoceremos al jugador Lucas Mancinelli. Él proviene de Olimpo de Bahía Blanca. Lo que va a aportar al grupo será aire de ascenso, además de una nueva vuelta por el club.

Su ficha comienza desde ahora:

Nacimiento: 06/07/1989

Edad: 28 años

Lugar de nacimiento: La Plata

Altura: 1,68 m

Posición: Interior derecho

Goles: 6

El comienzo en el fútbol profesional fue por Atlanta en la temporada 2010/11.  Allí tan solo jugó 5 partidos pero aportó 4 goles, es decir 0.8 de efectividad frente al arco.

Ya el próximo año, para el torneo 2011/12, volviendo a Atlanta pudo jugar un poco más (18 partidos y titular desde el inicio), contando con, esta vez, solo 2 tantos en su haber. Tuvo una continuidad más clara pero los goles no llegaban. Para los años 2012/13 ya se veía venir el fin de su contrato con el equipo, por eso estuvo presente 2 partidos de esa temporada.

Foto: AM1030 La Salada

Quiso probar un poco lo que era estar jugando en la Primera División del fútbol argentino, así que una vez finalizada su contratación con el anterior club, fue presentado en Lanús. Aquí estuvo del 2013 al 2014, es decir una temporada completa, abarcando el torneo inicial y final. De cada uno de ellos solo pudo estar 1 partido correspondiente a cada año, con un tanto en ello.

Foto: BeSoccer

Al ver esta situación, Mancinelli volvió al Nacional B pero esta vez de la mano de Ferro Carril Oeste. Durante el 2014/15 estuvo desde el inicio del partido en 9 ocasiones, con 5 goles.  Fue una buena campaña en lo personal más allá de que no pudo estar mucho en cancha.

Foto: Ferro carril Oeste

En busca de un nuevo rumbo apareció Temperley, donde lo contrataron por sus servicios del 2016 al 2017 (éste último estuvo en la última edición del Torneo normal del fútbol de Primera antes de la Superliga). Logró obtener esa estabilidad en lo futbolístico y se encontró con 9 tantos a su favor, que con la continuidad lo fortaleció mucho personalmente.

Foto: Ivoox

Terminando en buenos términos con el club era hora de probar otro. Donde lo esperaban era en Olimpo de Bahía Blanca. Este fue su último club hasta el momento, participando desde el 2017/2018, en el cual no se encontró muy cómodo y eso se vio reflejado en los números de partidos en los que estuvo (10 encuentros). Esto no lo desanimó y pudo lograr 7 goles para sumar a su haber y agrandar su currículum futbolístico.

Foto: La nueva

Este 2018, ya en el mes de junio, volvió nuevamente al club en donde más cómodo se vio: el “Celeste”, algo que se reflejó en la continuidad y sus tantos. Se espera que Esmerado le pueda devolver eso de poder estar en varios partidos, sumar para el grupo que lo necesita y mucho pero también en lo anímico personal.

Por: Verónica Aguirre ;- @Veritoaguirre16


Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*