Brown en Ascenso

Independiente cayó por penales ante Brown de Adrogue por los dieciséisavos de final de la Copa Argentina y quedó eliminado. El partido finalizó igualado 1 a 1 en el tiempo reglamentario. Ahora, los dirigidos por Vicó enfrentarán a Central Córdoba de Santiago del Estero en octavos.

Otra vez la Copa Argentina dio lugar a la sorpresa. Otra vez los penales toman un rol protagonico. Otra vez Brown de Adrogue hizo historia de la mano de su entrañable técnico Pablo Vico. Otra vez Independiente se fue con más dudas que certezas en cuanto al juego y al funcionamiento.
El conjunto que pelea los primeros puestos de la B nacional tachó al Rojo de Avellaneda en una dramática definición por los dieciséisavos de final y aún no despierta del sueño. Ahora enfrentará a Central Córdoba de Santiago del Estero en octavos e intentará seguir escalando más alto.

En el comienzo del encuentro disputado en el sur del Gran Buenos Aires tuvo al equipo de Adrogue con una certera presión en la primera línea tratando de incomodar la salida del rival.
Esto obligó a Independiente a romoer cin el esquema y mostrar su potencial individual para generar peligro. Nicolás Figal, ubicado de lateral derecho debido a la ausencia de Fabricio Bustos, fue el precursor del primer quiebre. Se adelantó unos metros y asistió con un pase filtrado en diagonal a Emmanuel Gigliotti, quien quedó mano a mano con el arquero Martín Rios y éste le cometió una clara infracción dentro del área. Penal. Silvio Romero lo convirtió y abrió la cuenta para que delirie toda la gente ubicada en la popular local de La Fortaleza.
A partir de la ventaja, comenzó a tener más protagonismo manejando la posesión pero le costó construir peligro.
Solamente dependió de los destellos de creatividad que aportaba Martín Benítez o algún desborde de los Romero, Silvio o Brian.
Sobre la culminación de la primera parte, Brown se animó a patear el tablero. Con una gran acción individual de Guille sobre la banda izquierda, armó una jugada excepcional que finalizó en penal por la falta de Britez. Aunque Campaña lo contuvo tras el remate de Olivares y negó la igualdad.

Durante el complemento, los dirigidos por Vicó comenzaron a friccionar el juego en cada avance rival. Cortar con faltas, replegarse y optar por un contraataque veloz.
Brown no decayó sino todo lo contrario. Estuvo a la altura del acontecimiento e hizo sufrir al Rojo. Tras un casi blooper que finalizaba en un remate desviado, el cual se estrelló en el travesaño impidiendo el 2 a 0 para Independiente, nació la réplica rival encaminada por el extremo endemoniado Guille que desparramó a los centrales y asistió a Olivares para que estampe el empate. 1 a 1. Nuevamente, el 9 tuvo revancha gracias al 7. La última línea del Rojo dejó al descubierto la falta de concentración y coordinación en las marcas, las cuales capitalizaron los delanteros rivales.
Independiente no volvió a reaccionar y Brown continuó ejerciendo su dominio.
En los penales, estuvo más convencido y fue más eficaz ante la tenue resolución de los jugadores pertenecientes al club de Primera División. Cabe destacar la actuación del arquero de Brown, Matías Silva, de 41 años, quien fue clave para la victoria en diferentes situaciones.
Otra vez el Tricolor amarga al Rey de Copas, como hace cinco años en la B Nacional, y continúa haciendo historia.

Fotos: 442 Perfil. 


Santiago Sandoval

Acerca Santiago Sandoval

ver todas las publicaciones

Antes que nada, hijo de Dios. 20 años. Estudiante de periodismo. Cubro en el Rincón al CAI junto a Alexis Viojo. Me fue mal practicando deporte, así que me dediqué a escribir (?). Confirmar, afirmar e informar es una política de estado, aunque la idea principal es contar historias. Bienvenidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*